H. Zitácuaro, Mich.- Silviano García Flores, mejor conocido como “El Chimuelo”, ha sido considerado por los aficionados del box en esta ciudad como uno de los personajes íconos en el terreno boxístico, principalmente cuando se realizaban funciones de box en el desaparecido “Teatro Juárez”.
“El Chimuelo García” empezó como boxeador amateur, hasta convertirse en un peleador profesional. Inició su fructífera carrera peleando en el antiguo rastro, que se localiza sobre la calle Miguel Hidalgo, luego fue protagonista de varias peleas en el llamado “Teatro Juárez”, donde se hacían funciones boxísticas y después en una arena de la calle Benito Juárez.
En el “Teatro Juárez” se encargó de noquear a José Luis Lima, quien en aquella época era campeón de la ciudad de Toluca. Quizás un dato poco conocido de “El Chimuelo”, es que colaboró como sparring de Ricardo Arredondo, quien fue campeón mundial y viajó incluso a Japón a brindar un espectáculo boxístico y vencer al nipón Hoshiaki Numata, obteniendo así el título súper pluma del Consejo Mundial del Boxeo.
Su estilo noqueador y personalidad de Silviano, eran un atractivo para los promotores de aquella época. Del ir y venir conoció a Ricardo Arredondo, quien fue campeón mundial, como líneas arriba se describe.
De igual manera “El Chimuelo” llegó a vivir por algún tiempo en la misma casa del boxeador michoacano, ya que conoció a su esposa Cristina Rubiales, hija del inolvidable Paco Malgesto. Después decidió regresar a trabajar y boxear en su tierra natal, Zitácuaro.
Todos los días entrenando y al mismo tiempo trabajando, ya fuera como panadero, herrero o cargador en la antigua estación del ferrocarril, Silviano García recuerda que se había ido a Torreón, Coahuila, para enfrentarse con un peleador de nombre Vicente Mijares, a quien noqueó en tan solo cuatro rounds.
Silviano tuvo otro encuentro, en la ciudad de Acapulco, ahí se enfrentó al peleador Justo Gutiérrez, donde se encontró a otro fajador igual que “El Chimuelo”, sin embargo al final la decisión fue a favor del guerrero zitacuarense.
“Tengo presentes todavía las peleas que hice, además también me contrataron a Oaxaca; pero no fui, porque no tenía recursos, ya que yo imité a los boxeadores que chupaban, pero hasta la fecha ya tengo varios años sin beber y sigo entrenando para estar al tiro, por si hay algún pleito callejero, o alguien que se quiera pasar de listo, pues están mis manos y mis pies”, relató a “El Despertar”.
García Flores tuvo una trayectoria de aproximadamente 8 años en el terreno profesional y como amateur perdió la cuenta del número de peleas. Sin embargo se sabe que en la arena “Benito Juárez”, que se localiza sobre la calle del mismo nombre, fue uno de los principales protagonistas de esa arena, ya que continuamente era llamado a la pelea estelar, donde siempre brindó un espectáculo boxístico al público aficionado.
“El Chimuelo” era considerado un peleador con pegada en sus puños, tenía también un excelente manejo del boxeo técnico y procuraba acorralar a sus adversarios y después aniquilarlos.
En la actualidad Silviano, ya una persona de la tercera edad, recorre las calles con un canasto de pan sobre su cabeza y en sus charlas siempre salen a relucir aquellas peleas de la época dorada del boxeo zitacuarense, en la que fue partícipe.

https://i2.wp.com/www.periodicoeldespertar.com/wp-content/uploads/2018/11/45633466_1749182361856994_2929002790602670080_n.jpg?fit=528%2C960https://i0.wp.com/www.periodicoeldespertar.com/wp-content/uploads/2018/11/45633466_1749182361856994_2929002790602670080_n.jpg?resize=150%2C150Gabriel Gómez RodríguezPersonaje de la SemanaZitácuaro
H. Zitácuaro, Mich.- Silviano García Flores, mejor conocido como “El Chimuelo”, ha sido considerado por los aficionados del box en esta ciudad como uno de los personajes íconos en el terreno boxístico, principalmente cuando se realizaban funciones de box en el desaparecido “Teatro Juárez”. “El Chimuelo García” empezó como boxeador...