Despertar de la Tierra

Despertar de la Tierra

El otro despertar.
Hay muchas coincidencias ahora como para dejarlas al destino, la tierra como ser viviente se resiste a morir, mientras nosotros insistimos en que muera con nuestras acciones. Quizá la tierra está preparándose para una nueva etapa, esa que se pierde en los ciclos universales y que tiene que ver con el tránsito de nuestra galaxia por el universo. Lo cierto, es que nada de lo que ahora sucede es un hecho aislado, es una cadena de efemérides que viene arrastrando la tierra desde su nacimiento en el principio de los tiempos, cuando la energía creadora empezó a generar vida.
Afortunadamente la etapa del oscurantismo ha pasado hace mucho tiempo, el siglo de las luces se ha extendido de manera agradable, el conocimiento está en todas partes, ese punto indescriptible que señalaba Nicola Tesla cuando decía que existe un punto en el universo donde se concentra el conocimiento y del cual obtenemos todo lo que sabemos. Las herramientas de ahora nos dan mucha información como para volvernos poderosos si la usamos en unión a la conciencia universal, eso nos ayuda a identificar los ciclos en los que la tierra se va metiendo y saliendo, uno tras otro.
El ciclo, ahora vemos con certeza es el del cambio de polos, cada día que pasa nos alinea con él, la aceleración de los polos en su acercamiento al Ecuador está siendo alta, desde que descubrieron las anomalías en los polos en 1850, que mostraban debilitamiento de su poder magnético, el cual se empezó a mover, y en los cien años siguientes su desplazamiento fue gradual, y a partir de 1980, cuando el cambio climático fue más visible, se observó una aceleración poderosa, que podría hacer que en unos cien años los polos alcancen el Ecuador, el polo Sur se encuentra detrás de la Antártida y se prevé que llegue a Indonesia, mientras que el polo Norte se mueve a través del círculo polar ártico hacia Siberia.
Los escenarios conservadores que señalan los científicos son dos, los más obvios: uno, que es el catastrófico, que se dirija y llegue al Ecuador con todo lo que conlleva y el otro que rebote y regrese al sitio que le conocemos. El escenario uno, el más catastrófico, es el que nos preocupa, porqué ya está dejando ver sus señales de poder. Evidentemente no lo apreciamos en su totalidad, porqué vivimos aislados en nuestros propios problemas como para ocuparnos de los problemas de la tierra, y aducimos a que los cambios que vemos son por el cambio climático, sin observar que todos los sucesos son la unidad.
Así que nos conviene estar atentos, porqué las señales que no son casualidad son cada día más brutales, lo primero que hemos apreciado con el movimiento de los polos es el debilitamiento, desde luego del campo magnético de la tierra, lo que nos deja desprotegidos de la radiación solar. Vimos como en Francia, en el verano pasado, las personas sufrían por el excesivo calor, señal inequívoca de que algo no estaba funcionando en nuestra capa protectora de radiación solar, algunos expertos señalan que estas inversiones magnéticas han provocado las extinciones masivas de animales, y tiene lógica su tesis, ya hemos visto imágenes de miles de aves muertas por haber pedido la brújula o la aterradora imagen de 450 ballenas varadas en playas de Nueva Zelanda, producto del descontrol magnético de sus radares internos.
Es posible imaginarnos que tenemos una carretera que recorremos todos los días y estás acostumbrado a su recorrido y de un día para otro te la quitan y te dejan un paraje desolado, llegas y topas con lo desconocido. Mientras te acostumbras podrías morir. Un escenario de este tipo, donde los polos cambien de posición, todas las criaturas que tienen en sus genes el gen de la migración podrían morir, los ecosistemas colapsarían, el hombre mismo sufriría por este desequilibrio. Los ejemplos que manejan para reforzar la teoría de que la sexta extinción masiva de animales se acerca, mencionan que la magnetosfera de la tierra se está debilitando, mientras el sol se está desintegrando, lo cual produce lo que llaman mínimos solares, coinciden estos eventos con los avistamientos de varaderos de ballenas, 1996, 350 ballenas en Washington, y se cree que están relacionados.
Estas inversiones y excursiones magnéticas fueron las que produjeron las anteriores extinciones masivas, como la producida en el período llamado Early Dryas, período de 10 mil años donde desaparecieron más del 67% de las especies existentes, señalada como el período del deshielo provocado por un brusco calentamiento de la tierra. Los períodos Dryas deriva de la planta llamada Dryas Octopelata, plantas de flores amarillas, típicas de la tundra, que aparecieron en tierras meridionales de Europa, donde desaparecieron los árboles y apareció una vegetación muy pobre, propias de zonas frías, así marcadas por los estudios polínicos sedimentarios.
El período Early Dryas cuyo origen abrupto causó sorpresa, también su retirada fue abrupta, que dio origen al holoceno, que es nuestro clima actual, en la Antártida, el antípodas del ártico y Europa, sucedió de manera similar, según los sondeos en el hielo, la temperatura comenzó a aumentar y se interrumpió hacia el año 14,000, y se interrumpió temporalmente hacia el año 14,000, este período llamado Antartic Cold Reversal que no fue igual de intenso como en el norte, llegando a su nivel actual en el mismo período hacia el 11,600 en el holoceno, vemos que estos fenómenos son patrones cíclicos, que nos refieren a que la nueva edad de hielo para la tierra en zonas cálidas está acercándose, los fríos invernales llegan en pleno verano, las lluvias torrenciales llegan en invierno, los tremores de tierra que anunciaban el inicio y fin de la temporada de lluvias se convirtieron en una escena cotidiana.
Este año estará marcado como el inicio del fin de este ciclo, el cual empezó un Katún antes del 2012, y que en 2012 inició el ascenso al fin de este período de hierro de la humanidad, donde la cultura colectiva estuvo dominada por la necesidad de poseer la materia, en el 2032 terminará esta etapa para entrar en la nueva de paz y conocimiento, en ese lapso morirán miles de personas que no lograrán ver la nueva luz, serán la carne de cañón, serán las ovejas dispuestas al sacrificio, porqué están programadas para morir. Los que se salvarán son aquellos que reciban la señal, esa señal se llama conocimiento, ni será el más fuerte, ni el más inteligente el salvo, será aquél que esté más adaptado a los cambios.
El 2020 terminará con más sorpresas, pues apenas empieza el fin del Katún, faltan 14 años, Estados Unidos sufrirá y lo hará en justicia propia, es el país que más daño le está haciendo a la tierra y a la humanidad, allí existen miles de industrias llamadas de alimentos, que son solo creadoras de larvas y virus debido a que lo que producen no son alimentos, son paliativos para calmar el hambre, la tierra es la única proveedora de comida.
2020, seguirá trayendo sorpresas, Estados unidos será clave en todo este cambio, huracanes, incendios, plagas, sismos y pandemias lo asolarán, ya empezaron, vemos incendios en california por años consecutivos, sismos percibiéndose en la misma California, Yellowstone moviéndose, fríos intensos en la región de Washington, Plaga de mosquitos en Luisiana, Temperaturas altas en el Valle de la Muerte, fríos intensos en Colorado y sabemos que las coincidencias no existen, el mundo está rodando demasiado rápido, señal de que la humanidad debe parar, sabemos también que no lo hará porqué está obligada a pagar el precio de su desacato, debe perecer, para volver a reiniciar el ciclo, la raza del quinto sol, esperará el relevo. Será este un nuevo despertar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *