¿Qué opinas acerca de las manifestaciones y la violencia de género en el país?

Por: Marina Vilchis Herrera.   

Servando Rueda Casares Periodista: “Es un derecho a manifestarse. Sin embargo, por circunstancias las mujeres se han organizado y desean que el gobierno federal implemente políticas públicas y a la vez se hagan responsables al compromiso donde los infractores sean sancionados y los ministerios públicos sean más rápidos y expeditos para prevenir los feminicidios. Porque, de otra manera, sí el estado no actúa, la sociedad ya está pidiendo manifestarse y con el creciente número de víctimas, se promueve este tipo de marchas en una sociedad cansada, que exige políticas públicas eficaces, para que las mujeres se sientan protegidas”.

Javier Moreno González: “Están en su derecho, en cualquier índole, de exigir al gobierno que haya seguridad, familiar, social, pública, en nuestro país o estado incierto y fallido en cuestiones de seguridad. Estoy a favor de una manifestación sin perjudicar el orden social a terceros, ni destruir”.

“La violencia crea más violencia, por que los ciudadanos no tienen moral, tiene mentes diabólicas, quieren crear terror contra las mujeres para saciar sus instintos de animal”.

Maestro Álvaro González Rebollar: “Acerca de las manifestaciones, estoy a favor completamente y de acuerdo, pienso que se tardaron y creo que deberíamos apoyarlas toda la sociedad. Es una pena que se hayan perdido valores y más a las mujeres, que son la base de toda sociedad, ya que todos hemos sido formados por una mujer.  Debemos exigir a las autoridades frenar tanta violencia, porque se está viendo como algo común. Ojalá reflexionemos y exijamos paz y seguridad en la sociedad”.

Erick Mendoza Sánchez, operador de planta tratadora de aguas residuales: “Pienso que está bien que se manifiesten, ya se habían tardado en alzar la voz. Estoy en contra de la violencia de género. Sí es necesario rayar una puerta, aventar polvos rosas, quebrar algún monumento, que lo hagan, porque no se les toma en cuenta y de algún modo tienen que llamar la atención del gobierno y tienen que voltear a verlas, para que sean tomadas en cuenta”.

Ismael Sánchez García, comerciante: “Bajaron mucho la guardia, se estaban tardando en exigir sus derechos, porque existe una gran falta de respeto hacia la mujer. Violencia siempre ha existido, desde siglos antes había mujeres que estaban acostumbradas al maltrato. Creo que es cultural. La mujer ya lo trae como tradición desgraciadamente, golpes, humillación, celos, son algunos ejemplos de los cuales les hacen pensar que es normal, aún hoy en día existe mucho tabú sobre eso”. 

“Si no rayan los monumentos el gobierno simplemente no las toma en cuenta y pasan por desapercibidas, la presión a veces es necesaria para ver si se hace conciencia”. Se merecen el mismo respeto, pero no existe, debemos hacer conciencia desde casa y no alentar el machismo. No solamente un día más y ponerles más atención a las mujeres, y viene desde casa”.

Profesor Anselmo Munguía Ortega: “La parte fundamental en la estructura familiar son las mujeres. Me da gusto que estén surgiendo estos movimientos, ya que son muy importantes, porque de esta manera la sociedad y la autoridad se dan cuenta de la problemática, específicamente con las mujeres en México.  Pero también es doloroso que las autoridades municipales, estatales y federales no le den la relevancia que amerita, ellos actuando de una manera discriminatoria y siendo parte del problema, por el simple hecho de ser mujeres”.

“Desafortunadamente la violencia siempre se ha dado en contra de la mujer, es una actitud machista y no es cultural, la sociedad ya  se acostumbró, es un daño de estructuración social que se ha tolerado por todo el mundo y ha crecido de manera descomunal, familiar, escolar, laboral, social y ahora en estas  fechas del día de la mujer y el paro nacional debe ser un parteaguas en la historia de la mujer mexicana y ojala que despierte México a través de las mujeres”.

“Las mujeres son la base de  la estructura familiar, no se debe invitar a  discriminar, menospreciar, ofender, ya que muchas  veces lo que hacen es invitar estas conductas detestables en todos los hábitos sociales”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *