Despertar de la tierra

Despertar de la tierra

Despertar de la tierra

Los distintos caminos.


Por: José Luis Valencia Castañeda

Hemos caminado mucho, desde que nacimos, aquellos que hemos estado por un largo tiempo terrestre en esta vida. Algunos menos, otros más, pero todos hemos caminado, y siempre hemos tenido un dilema sobre los caminos a elegir, los cruces de caminos, las bifurcaciones, las desviaciones, los atajos, siempre son nuestra confusión, tenemos que decidir, y en las elecciones está parte del resultado de nuestro destino. Todos los caminos llevan a un derrotero distinto, pero pueden llegar a una meta similar. Para llegar a casa, puedo elegir irme por una calle u otra, pero la casa será siempre el destino.
En nuestro tiempo, en nuestra realidad y en nuestra dimensión, la mayoría de los hombres eligen el camino por el cual transitarán, por el bien, por el mal, por la tibieza, en todos los matices, tanto si decides vivir, como si no, tanto si decides hacer algo por ti, o por los demás como si no, todos son caminos y las elecciones más difíciles son elegir sobre el destino propio. Elegir sobre el destino de los demás pareciera que es lo más sencillo.
Los hombres elegimos más con nuestras opiniones el camino que deberá transitar el otro, pero cuando decidimos caminar nuestra propia senda dudamos, incluso del consejo que dimos. Lo más simple es elegir el camino que han transitado miles antes que nosotros, y que consideramos seguro. Muchos de nosotros sabemos nuestro origen en la tierra, pero no sabemos nuestro origen en los cielos, o en los infiernos.
Yo sé, por la documentación existente, que nací en una pequeña ciudad de este país, sé que mi ascendencia es nativa de la región, y después de allí, he logrado identificar todas mis rutas históricas del caminar sobre la tierra, desplazamientos por muchos lugares, a
2 / 4
muchos he llegado en avión, en autobús, en auto, en tren, en caballo o a pie, pero siempre he llegado a donde he decidido hacerlo, con dudas o no, pero hay un camino que me ha desconcertado y que aún no he logrado descifrar y es mi camino a casa, a aquella casa que sé que existe, pero que no sé cómo llegar, porqué esta tierra me es extraña.
Siento como si la sociedad fuese un gran animal poderosos y frágil, y que en su poder podría estar la destrucción de sí misma o su supervivencia, pero que no pertenezco a ese grupo, que ellos caminan por una senda donde no quepo. Así busco hacía otros lados hacia donde dirigir mis pasos, miro el horizonte, escudriño los cielos, busco entradas a las entrañas de la tierra, busco portales en el espacio, oteo horizontes en todos los lugares que veo, porqué sé que hay algo más allá de mi limitado entender humano, hay algo más fuerte en mi y en todos nosotros que no es totalmente humano. Es algo extraordinario que me hala a seguir caminando.
Ese nuevo destino que estoy buscando sé que no está en lo ahora conocido, pero que pertenece a esta tierra, mucho más allá de las nuevas fronteras que ya se dibujan más allá de las fronteras de los países, entiendo que hay una frontera en el horizonte llamada muro de hielo y que fue creada a propósito para evitar se salga aquello que destruye hacia lugares mejor cuidados y mejor construidos, donde impera la ley del amor, del respeto a la vida y la conservación de la creación sobre todas las ideologías.
Ese lugar está esperando a que regrese y allí conoceré mi verdadero nombre, mi verdadera jerarquía, mientras tanto, seguiré aquí buscando respuestas, buscando caminos, buscando conciencias que me ayuden a caminar seguro. Para entender mi nuevo camino y mi nuevo destino sé que debo usar una forma distinta de pensar, la actual no me ha llevado a ese derrotero, es como cuando decides irte a casa después del trabajo, y tienes que decidir irte por un atajo o por el camino tradicional atascado de tráfico.
Así estamos hoy, enfrascados en decisiones, entre seguir la ruta de la información oficial ola ruta que te dicta una conciencia que se empieza a manifestar y que te dice que en lo oculto por el poder está el camino, si te dicen que no uses un alimento, un camino, una información
3 / 4
porqué es peligrosa, no te especifican si el peligro es para ti o para ellos, entiendo ahora que el peligro es para ellos, ´pues dejarán de dominar tu mente, y dejarán de medrar sobre ti, su poder será menor, y si lo pierden, pierden su vida, pues su alimento somos todos aquellos que caminamos en cardumen hacia donde nos dictan las mareas de la moda, de la mercadotecnia.
Esas son las presas sencillas, el cardumen se siente seguro en el grupo, pues si uno muere no se nota, seguirán juntos viéndose imponentes y fuertes, mientras el tiburón poderoso, solo le bastará caminar tras el cardumen, poniéndoles cebos apetitosos para que caminen confiados y estén agrupados, cada que le de hambre, solo le bastará mover sus quijadas y dar un gran mordisco y tomar un pequeño bocado.
Pareciera un pequeño precio para el costo de la vida en conjunto, pero no deja de ser trágico para quienes mueren en el anonimato de la muchedumbre. Así está el hombre, a merced de aquellos que te prohíben pensar por ti mismo. Aquellos seres que obstaculizan tu camino son los que no te dejarán caminar hacia casa, te inventaron una casa aquí, solo para hacerte creer que aquí perteneces, sin imaginar que vienes a rescatar a las almas que no saben que son el cardumen.
Hubo tiempos en que pensé que no era necesario ayudar a aquellos que no sabían que estaban siendo manipulados, hasta que la manipulación llegó a ser tan estúpida y tan visible que me entró un extraño coraje, como si la furia interna se despertara; no sobre los malos, sino sobre los estúpidos. Pero el fuero interno me decía que debíamos dejar sembradas las dudas, para que aquellos idiotas que creen que la opinión de las mayorías es la que tiene la verdad, se toparan un día con la roca de ignominia en su propia casa.
cuando el mordisco del tiburón lo atrapase y se diese cuenta que todo era un engaño, que la salvación es propia, que el camino se tiene que recorrer solo, y en la soledad está la riqueza de la consciencia humana. Esa riqueza es la que te permitirá elegir el camino adecuado para ti, si eres lento preferirás el camino seguro y más tiempo, si eres
4 / 4
rápido, elegirás el mejor camino por el cual llegarás a destino a tiempo. Aunque el tiempo sea irrelevante para las almas y espíritus.
Hoy, gracias a los mitos, empiezo a ver una luz de esperanza, y que el camino se empieza a abrir ante mis ojos, limpio. Más allá de los muros de hielo hay civilizaciones más humanas que la humana misma, quizá no con las mismas características físicas, porqué aquí fueron modificadas para combatir el miedo que tienen las almas atormentadas y dañadas por el pasado, y que no podían soportar las diferencias.
Veo en mi mente un par de pasos, que no sé aún que tipo de transporte me llevará hacia allá, pero sé que el siguiente viaje lo haré a casa, a la verdadera casa, para dejar atrás toda la simulación y el gran teatro. Hemos concluido la actuación, los actores que se han metido en el papel seguirán hasta que entiendan que solo es un trabajo lo que hacen acá, y que en casa lo espera la realidad, las lentejuelas deben ser guardadas en el cajón de la experiencia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *