La autoestima el pilar más importante de nuestra arquitectura psicológica

La autoestima el pilar más importante de nuestra arquitectura psicológica

Por: Marina Vilchis Herrera.

Antes de definir la autoestima hay que definir y entender que es el autoconcepto, ya que la autoestima se fundamenta en el auto concepto. La psicoterapeuta Marlen Hernández Gracián nos explica este tema tan interesante y el auto concepto y la importancia en nuestra vida diaria.  

La autopercepción forma un concepto mental de quien, y como somos, todos tenemos una imagen mental de nosotros mismos, es decir, una percepción y una idea de cómo somos, tanto física como psicológicamente. Nos formamos esa imagen a lo largo del tiempo, empezando en nuestra infancia.
Esta idea de nosotros mismos puede coincidir con la idea que los demás tienen de nosotros o no, incluso esta idea puede coincidir con la realidad o no.

Cuando más realista sea el autoconcepto, más adecuada será nuestra interacción con el ambiente que nos rodea, más nos aceptaremos a nosotros mismos, mayor será nuestra capacidad de crecimiento personal y más sólida será nuestra autoestima.

Es entonces que la autoestima se puede definir como el resultado emocional que surge si aceptamos y nos gusta nuestro autoconcepto. Es el valor que el individuo atribuye a su persona y a sus capacidades. Es una forma de pensar positivamente, una motivación para experimentar diferentes perspectivas de la vida, de enfrentar retos, de sentir y actuar, que implica que los individuos se acepten, se respeten, confíen y crean en ellos mismos. La cantidad de amor propio que una persona tenga, es directamente proporcional al grado de dignidad que la misma posea.

“De hecho, he comprobado en mi consulta, que es el único rasgo que siempre mejora al hacer un tratamiento psicológico”.

Tipos de Autoestima:

AUTOESTIMA ALTA Y ESTABLE

Cuando la autoestima es alta y estable es porque los factores externos no influyen en el aprecio que la persona con este tipo de autoestima tiene, por lo que se desenvuelven abiertamente y no necesitan valía por parte de otras personas, siendo capaz de defender sus valores y puntos de vista sin ser influenciados de forma externa.

Tener una autoestima alta le permite a la persona apreciarse de manera positiva, lo cual ayuda a que su actitudhacia la vida sea óptima. Ello no implica que el individuo sea perfecto, sino de aceptarse sin cruzar la línea de la mediocridad o conformismo. Un individuo con alta autoestima es más propenso a alcanzar el ideal de felicidad.

AUTOESTIMA ALTA E INESTABLE

Las personas con esta clase de autovaloración cuentan con una alta estima, pero susceptible a cambios por influencias externas, en especial por situaciones en las que se vean sometidas a competencia, respondiendo de forma negativa al fracaso al ser percibidos como amenazas. Su posición será firme ante su punto de vista al extremo de no aceptar el de los demás, por lo que intentará imponer el suyo.

Este tipo de autoestima alta es inestable, por lo que la persona adoptará una actitud agresiva para promover su autoestima, o pasiva para defenderla.

AUTOESTIMA BAJA Y ESTABLE

Cuando la autoestima es baja, pero estable, es porque la estimación propia del individuo es y permanece baja sin importar los eventos externos (aun cuando sean favorables), sin hacer el mínimo esfuerzo por elevarlo, ni defender sus puntos de vista al no considerarse lo suficientemente bueno.

La autoestima baja no le permite a la persona reconocer las cualidades que posee, poniendo a cualquier otra persona o situación por encima de sus propias necesidades o deseos. Un individuo con baja autoestima tiene el constante pensamiento sobre sí mismo de que no es suficiente, o que no hay nada que lo pueda convertir en merecedor de algo más de lo que recibe; incluso, puede pensar que lo que recibe no es meritorio. Si se está rodeado de poca aceptación y condicionan su valía, disminuye el amor propio.

La baja autoestima está relacionada con la forma inadecuada del concepto que tiene un sujeto de sí mismo; en donde se siente desadaptado, que vale poco, tiene poca capacidad de tomar decisiones al no confiar en sus propias habilidades.

Además, tendrá en su interior un discurso negativo. Dicho diálogo interno producirá en el sujeto sentimientos desagradables, tales como desconfianza, inseguridad y miedo, lo cual le conllevará a un constante discurso centrado en la expresión “no puedo”. La desmotivación será un lema de vida, por lo que ante los nuevos retos, la ilusión desaparece, al mismo tiempo que la inseguridad incrementa.

AUTOESTIMA BAJA INESTABLE

Ésta depende de eventos externos para su valoración: si ocurre un evento positivo o exitoso, la confianza en su persona se eleva y, pasado el momento victorioso, vuelve a decaer a su nivel inicial. Es uno de los niveles más inestables que existen, ya que dependen por completo de los eventos del entorno.

AUTOESTIMA INFLADA

Las personas que presentan este tipo de autoestima son incapaces de escuchar a los demás, ni de reconocer cuando han cometido una equivocación, asumiendo una posición hostil cuando se intenta hacerle ver que han errado. son individuos con una personalidad fuerte y se creen mejor que los demás.

El significado de autoestima llega a ser una clave para el éxito o el fracaso, para comprenderse y comprender a los demás. Recordemos que la autoestima tiene dos dimensiones: la autoconsciencia del yo y el amor propio. Todo ello genera aceptación, confianza y respeto por sí mismo, interés por su desarrollo, enfrentarse a los desafíos de la vida y el derecho de ser feliz.

¿Como se puede aumentar la autoestima?

A menudo, las personas tenemos una tendencia casi obsesiva en centrarnos solo en los aspectos negativos. Lo hacemos cuando nuestro estado de ánimo es bajo y entonces, damos más importancia a los fracasos, errores y decepciones. Siempre es mejor recordar los comentarios positivos por tus logros o tu desempeño laboral. Asimismo, es altamente saludable que aprendamos a tratarnos con respeto, y ello implica “pensar mejor”, para poder generar valoraciones positivas sobre la propia persona.

Cada persona tiene sus propias cualidades y, por supuesto, tú no eres la excepción. No te preocupes por esos atributos que quisieras tener y que admiras en los demás. Céntrate en los tuyos y, sobre todo, en tu potencial humano.

Para aumentar la autoestima valora aspectos como la salud, tu personalidad, las personas que te quieren, esas facultades mentales te hacen una persona inteligente. Lo que aportas a los demás. Tal vez tu baja autoestima se deba a que hayas tenido una niñez compleja, en la que sentías que todos elogiaban a los demás niños, mientras nadie prestaba atención a tus logros.

Es necesario encontrar el fondo de nuestros sentimientos negativos, trata de analizar de qué manera esos pensamientos se relacionan con la forma como ahora te sientes. Analizar esos pensamientos te ayudará a aumentar la autoestima.

Obsérvate frente a un espejo y enumera las cualidades que percibes. Si no puedes detectar características positivas en ti mismo, tendrías un indicio de que, probablemente, tu autoestima ande por los suelos.

A veces ayuda anotar los defectos que encuentras en tu persona. Al leerlos uno por uno puedes analizar si realmente se trata de un defecto, un error, o algo a cambiar.

Si tienes algo que te avergüenza de tu pasado, déjalo ir, en la vida todos cometemos errores.  El pasado no es más que ese espejo retrovisor al que mirar de vez en cuando para guiarnos mejor hacia el presente y el futuro. Para aumentar la autoestima nuestra mirada debe centrarse en lo que de verdad importa: el aquí y ahora.

Para concluir, no olvidemos nunca que esta dimensión psicológica es como ese músculo que ejercitar cada día. Si en algún momento percibimos que nos cuesta mucho ponerlo en funcionamiento y el malestar pesa entonces en exceso, no dudemos en consultar con un profesional especializado.

Éste nos puede ayudar a detectar nuestra falta de autoestima, hacerla consciente y trabajarla. A veces, es necesario que alguien externo e imparcial nos indique qué podemos estar haciendo bien y mal en nuestro día a día y cómo podemos incrementar nuestro bienestar interno.

Marlen Hernández Gracián

Previa cita (715)131-87-37.

marlen.hdezg@hotmail.com

Moctezuma Ote. #29

Col. Cuauhtémoc C.P61506

Zitácuaro Mich.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *