Más de 25 universidades invitadas al aniversario de Slow Food Michoacán

Más de 25 universidades invitadas al aniversario de Slow Food Michoacán

-Siendo la Universidad Vasco de Quiroga campus Ciudad Hidalgo, la sede anfitriona.

H. Zitácuaro, Mich. – Este sábado, 8 de mayo, se estará celebrando el octavo aniversario de Slow Food Michoacán Oriente y como invitadas más de 25 universidades del país, delegados del Conservatorio Gastronómico, asociaciones de cocineras de Chiapas, Tabasco, Veracruz, Colima Guerrero, Yucatán, entre otros.

Roberto Hernández González, presidente en la región Oriente de Slow Food, indicó que se llevará a cabo un programa académico y cultural, teniendo como ponentes a celebridades a nivel nacional. Resaltó que es un año más tejiendo redes de amistad, trazando nuevos caminos, construyendo ilusiones y creando vínculos entre los diferentes actores de la cultura alimentaria. Alianza donde se da prioridad al aprendizaje e intercambio de ideas.

Lo que nació como una utopía, ahora, después de más de 8 años, se convirtió en realidad. Sumando voluntades para conseguirlo e importantes resultados, con la creación de proyectos propios, como las Brigadas Juveniles y los Guardianes de Slow Food.

Posteriormente se conformó el Centro de Investigaciones Gastronómicas y Culturales del Oriente de Michoacán, ante la necesidad de valorar el uso de la biodiversidad vinculada a las costumbres, las tradiciones y la identidad de las personas.

Otro avance ha sido el adentrarse como Centro Interdisciplinario Nacional de Cultura Médico Agro Alimentario, para lograr una vinculación real entre los diferentes actores que participan en la cadena alimentaria. El propósito es dar continuidad a un verdadero conocimiento de la cultura alimentaria tradicional y así garantizar la seguridad alimentaria de nuestros pueblos, subrayó.

Explicó que la salud y buen funcionamiento de nuestro organismo depende de la nutrición y alimentación que tengamos durante la vida. La falta de una educación alimentaria y el desconocimiento de la cultura alimentaria tradicional restringen el acceso a una dieta adecuada, expresó.

Otro de los objetivos es convertir en factor de desarrollo cultural, económico y turístico el legado alimentario gastronómico de las comunidades y empoderar a las cocineras en el medio laboral de la cocina tradicional. Es de vital importancia proporcionar las herramientas adecuadas para garantizar la continuidad de los saberes y sabores tradicionales de la cocina local.

Es preciso reconocer y valorar el conjunto de prácticas y saberes colectivos de los pueblos indígenas y comunidades étnicas diferentes.

Convertir en factor de desarrollo cultural, económico y turístico el legado alimentario gastronómico de las comunidades, es otro de los objetivos, expuso Hernández González, cocinero comunitario, investigador y promotor de la cultura alimentaria tradicional de la región oriente de Michoacán.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *