Asesinato de periodistas michoacanos en el olvido

-Roberto Toledo Barrera ha sido excluido del recuento de periodistas asesinados durante 2022.

-Armando Linares había manifestado su desconfianza al mecanismo de protección gubernamental. 

-Salvador Adame dirigía un canal de televisión en Michoacán, sus fuertes críticas se tradujeron en violencia.

Por: Gabriel Gómez Rodríguez

H. Zitácuaro, Mich. – El asesinato y desaparición de periodistas michoacanos ha pasado inadvertido por autoridades del gobierno, denunció el Colectivo NiUnoMásMichoacán. Entre ellos destacan los casos de los periodistas Salvador Adame Pardo, Roberto Toledo Barrera y Armando Linares López.

Para el Colectivo NiUnoMás Michoacán el homicidio del comunicador Roberto Toledo Barrera, ocurrido el pasado 31 de enero de 2022 en esta ciudad, pasó en calidad de invisiblepor el gobierno federal.

Cabe resaltar que Toledo Barrera colaboró como auxiliar en un despacho de abogados, pero además fue integrante del equipo de colaboradores pertenecientes a Monitor Michoacán. Medio de comunicación que se caracterizó por realizar fuertes críticas, tanto al sistema de gobierno como a personajes políticos.

Roberto Toledo fue asesinado en el estacionamiento de su fuente laboral, ubicada sobre la calle Landa y Piña, al oriente de Zitácuaro. Sin embargo, fue excluido del recuento de periodistas asesinados durante este 2022, por el gobierno de la república.

Fue víctima mortal de las amenazas que pesaban sobre el medio de comunicación Monitor Michoacán, para el cual prestaba sus servicios.

El Colectivo NiUnoMás Michoacán protestó enérgicamenteen la presente semana. Puso en duda los criterios que el Estado Mexicano sigue para determinar quién es o no periodista.

De igual manera no hay un seguimiento con la desaparición, muerte o violencia contra periodistas, quienes han sido silenciados. Existen 14 comunicadores asesinados, así como seis desaparecidos en el estado, el recuento va de 2006 a la fecha.

Dos de ellos este 2022: Roberto Toledo y Armando Linares, ambos del portal Monitor Michoacán.

De tal manera que es urgente que la Ley General de Prevención y Protección ante Agravios a Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas, prevea definiciones claras y precisas al respecto.

El Colectivo NiUnoMás Michoacán, alzó la voz en el tema del periodista zitacuarense Armando Linares, quien fue asesinado el pasado 15 de marzo.

Armando manifestó su desconfianza al Mecanismo de Protección para Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas. A pesar de las denuncias y amenazas, no valió para evitar su muerte.

En relación al periodista Salvador Adame Pardo, fue desaparecido y asesinado a pesar de estar bajo la protección del Mecanismo de Protección para Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas.

Salvador, oriundo de Apatzingán, pero que ejerció su labor periodística en Nueva Italia, denunció que había sidosecuestrado en tres ocasiones por la delincuencia organizada.

El 18 de mayo de 2017, en Nueva Italia, Salvador fue llevado por un grupo de personas armadas de la purificadora donde laboraba. Cinco semanas después, el 26 de junio, sus restos fueron hallados calcinados en el municipio de Gabriel Zamora.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *