Desaparecidos: drama e incertidumbre que no cesa en Michoacán

Por: Esteban Patricio M.

Ni cambios de gobierno, ni cambios en nombre de las corporaciones de seguridad, hacen algún efecto en la gravedad de las desapariciones forzadas en Michoacán. El estado continúa como uno de los de mayor incidencia y su capital ya figura en una lista negra de lugares de alta incidencia.

La efectividad de las autoridades encargadas de resolver estos casos se sigue evidenciando en cada nuevo reporte. El próximo martes, 30 de agosto, se conmemora el Día Internacional de las Víctimas de Desapariciones Forzadas y Michoacán no puede omitir esta fecha sin tener amargas memorias.

¿A QUÉ SE LE LLAMA ‘DESAPARICIÓN FORZADA’?

Dentro de la “Declaración sobre la protección de todas las personas contra las desapariciones forzadas”, que se proclamó por la Asamblea General de las Naciones Unidas, emitida el 18 de diciembre de 1992, hay una definición en su resolución 47/133. 

En ella se establece que se comete este crimen cuando “se arreste, detenga o traslade contra su voluntad a las personas, o que estas resulten privadas de su libertad de alguna otra forma por agentes gubernamentales de cualquier sector o nivel, por grupos organizados o por particulares que actúan en nombre del Gobierno o con su apoyo directo o indirecto, su autorización o su asentimiento, y que luego se niegan a revelar la suerte o el paradero de esas personas o a reconocer que están privadas de la libertad, sustrayéndolas así a la protección de la ley.”

Este crimen es un problema mundial que no afecta únicamente a una región concreta del mundo. Durante mucho tiempo las desapariciones fueron principalmente el producto de las dictaduras militares, hoy día pueden perpetrarse en el marco de situaciones complejas de conflicto interno, especialmente como método de represión política de los oponentes.

También este ilícito está contemplado en las leyes mexicanas,tanto estatales como federales, con definiciones similares.

CONMEMORACIÓN INTERNACIONAL

El 21 de diciembre de 2010, la Asamblea General de la ONU,en virtud de la resolución A/RES/65/209, expresó su preocupación, en particular, por el aumento de las desapariciones forzadas o involuntarias en diversas regiones del mundo, como los arrestos, las detenciones y los secuestros cuando son parte de las desapariciones forzadas o equivalen a ellas, y por el creciente número de denuncias de actos de hostigamiento, maltrato e intimidación, padecidos por testigos de desapariciones o familiares de personas que han desaparecido.

Asimismo, con la resolución se decidió declarar el 30 de agosto Día Internacional de las Víctimas de Desapariciones Forzadas, que comenzó a observarse en 2011.

MORELIA MARCADA POR ESTE CRIMEN

Según los datos que expuso el pasado mes de mayo la Comisión Estatal de Búsqueda de Personas, en Michoacán hay alrededor de cuatro mil 316 víctimas de desapariciones forzadas, más de mil 200 se concentran en el municipio de Morelia. 

Morelia tiene un registro de 840 hombres y 403 mujeres desaparecidas o no localizadas, es decir, mil 243 personas que fueron vistas con vida por última vez en este municipio.

Después de Morelia se encuentra Zamora en este conteo, con 569 casos; Coeneo suma 545; Uruapan acumula 517; el municipio costero de Lázaro Cárdenas tiene un registro de 386 víctimas; y, Apatzingán y La Piedad, 296 y 278 respectivamente.

Alrededor de lo que inicialmente se ve como cifras, se tejen historias de incertidumbre y esperanza de los familiares y amigos de estas personas, muchas de ellas se integran a colectivos de búsqueda de desaparecidos, una de las formas en las que más fácilmente pueden saber el paradero de sus seres queridos.

OTROS ESFUERZOS

Además de las organizaciones que integran los familiares, hay otros esfuerzos ajenos a las autoridades para comprender esta problemática, como los del sector académico.

Un ejemplo ,son las alumnas de la Escuela Nacional de Estudios Superiores (ENES), Unidad Morelia, quienes ganaron el concurso “Mujeres en el Territorio”, de la Secretaría de Desarrollo Agrario Territorial y Urbano (SEDATU), con el análisis de datos y creación de un mapa de mujeres reportadas como desaparecidas en la capital michoacana, entre enero de 2020 y julio de 2021.

A través de las Alertas Alba publicadas por la Fiscalía General del Estado (FGE) de Michoacán, las activistas recolectaron la información de 101 desaparecidas en 65 colonias del municipio.

Mariana Espitia y Carmina Andrade, estudiantes de 21 años de la licenciatura en Estudios Sociales y Gestión Social, en conjunto con Deyani Avila de 27 años, licenciada en Geohistoria por la ENES, se encargaron del acopio de los datos.

La investigación arrojó que entre enero de 2020 y julio de 2021, en el municipio de Morelia, 101 mujeres fueron reportadas como desaparecidas, de ellas 75 se encontraron con vida, de 26 no se tiene información de su localización y cuatro fueron halladas sin vida.

ZAMORA TAMBIÉN FIGURA Y SU CASO RESUENA A NIVEL INTERNACIONAL

En este municipio de la región noroeste del estado, cerca del límite con Jalisco, las autoridades hallaron -en mayo- un nuevo cementerio clandestino, en un paraje cercano a un lago, en el que encontraron al menos 25 cadáveres.

tras ese hallazgo, el comisionado estatal de búsqueda, Alfredo Tapia, ha hablado de un “triángulo de la muerte”. Explicó que esta zona “llega hasta Zamora. Es una zona amplia, de hecho tenemos pendiente hablar con las autoridades de Jalisco, porque esta zona abarca también parte de su Estado”, explica. El triángulo en cuestión parte de Zamora, en el oriente de Michoacán, sube hasta Venustiano Carranza, cerca del lago de Chapala, y baja hasta Marcos Castellanos. Estos dos últimos municipios son muy cercanos a Jalisco”.

Esta situación valió que Michoacán apareciera en medios nacionales con relatos sobre los hallazgos de cuerpos en ese sitio.

NUEVOS CASOS QUE REFLEJAN LA PERSISTENCIA

El 27 de febrero de este año, un video recorrió las redes sociales: se trataba de un presunto fusilamiento en San José de Gracia, Michoacán. En las imágenes se observaba a un grupo de personas paradas frente a la pared de una casa que murieron en una especie de fusilamiento. De acuerdo con las autoridades, se trató de un pleito entre sicarios.

A pesar del video y los testimonios publicados en los medios, el presidente Andrés Manuel López Obrador informó que había evidencias del enfrentamiento, pero no se habían localizado víctimas. Después se supo, por voz del fiscal de Michoacán, Adrián López Solís, que los criminales tuvieron el tiempo suficiente para llevarse los cadáveres y lavaron el suelo para borrar evidencia. A pesar de que las autoridades ya han señalado a los presuntos agresores y realizado algunas detenciones, los cuerpos siguen sin aparecer.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: