“Jugadas chuecas” en la Auditoría Superior de Michoacán

El organismo michoacano que se encarga de revisar que no haya “jugadas chuecas” en las diferentes entidades gubernamentales, está en búsqueda de su nuevo titular. Pero en esa búsqueda, eso que se supone que debe aplicar a los demás, parece que no se aplica en sí mismo. Pues hay señalamientos y sospechas de irregularidades en este proceso.

LA VIGILANTE

Quizá mucho o algo han escuchado hablar de la Auditoría Superior de Michoacán, pero ¿Qué es?

Se trata del órgano técnico de fiscalización del Congreso del Estado que se encarga de revisar que las entidades públicas gasten el dinero como marca la ley y cumplan los objetivos y metas de sus programas. Es decir, que el presupuesto se utilice para el beneficio de la sociedad.

Quien la encabeza es un Auditor Superior, quien dura en su encargo siete años y se tiene que hacer todo un proceso para su selección. Hasta diciembre de 2018 este cargo era ocupado por José Luis López Salgado.

Entre sus principios este organismo presume de la integridad, la cual define como el establecer confianza y credibilidad ante la sociedad mediante el desempeño de su trabajo, con honestidad, honradez, diligencia y responsabilidad, ajustándose a la normatividad aplicable, realizando únicamente lo que las leyes en materia ordenan, con estricta confidencialidad y conduciéndose siempre con respeto, contribuyendo así con los objetivos legítimos y éticos de la Institución.

LA RENOVACIÓN

Desde noviembre de 2018 el pleno del Congreso del Estado aprobó la convocatoria para elegir al nuevo titular de este organismo. Quien quisiera participar en el proceso debía ser mexicano, tener 35 años cumplidos, radicar al menos durante los dos años previos en Michoacán, no haber sido gobernador, secretario de estado, fiscal, procurador, senador, diputado federal o local y tener experiencia en fiscalización por lo menos de cinco años.

Pero el 28 de marzo pasado se aprobó la nueva Ley de Fiscalización y Rendición de Cuentas del Estado y con ello llegaron nuevos requisitos, que son: poseer, al día del nombramiento, título y cédula profesional debidamente registrados en las carreras de Contaduría Pública, Administración, Economía, Derecho o área afín; otorgar fianza administrativa ante el Congreso por el importe que las disposiciones normativas determinen para el cumplimiento de sus funciones; y, no haber sido condenado mediante sentencia ejecutoriada por delito doloso que amerite pena privativa de la libertad.

Con esta modificación se tuvo que emitir una nueva convocatoria para participar en el proceso de selección del Auditor Superior, la cual se aprobó el 2 de mayo pasado y cerró hasta el 14 de junio, y además de entregar documentación debían someterse a una evaluación, consistente de cinco pruebas distintas de 20 reactivos cada uno, cuyos exámenes y respuestas se harán llegar en sobre cerrado y sellado a la secretaría técnica de la Comisión.

LOS “SUSPIRANTES”

Los apuntados para dirigir este organismo fueron en total 16, la ex Contralora estatal Silvia Estrada Esquivel; Albertina Cruz Lucatero, hermana del exdiputado local Antonio Cruz; la panista Fátima Celeste Díaz Fernández, quien coordinó la campaña de Ricardo Anaya en Michoacán durante las elecciones presidenciales; y la docente Jandery Paulín Perusquía.

Están también Moisés Pardo Rodríguez, quien fue coordinador de asesores de Salvador Jara en su paso por la gubernatura del estado; se apuntó, además, el presidente del Tribunal Electoral del Estado, Omero Valdovinos Mercado; José Manuel Vázquez Ávila, que fue el primer titular de la Auditoría Superior, se inscribió para participar.

También el exdelegado del ISSSTE, Diego Romero Chávez Hernández, está en la lista; Elías Acosta García, Contador Público y va por su segundo intento al cargo.

Se inscribió Miguel Ángel Aguirre Avellaneda, quien se desempeña como delegado administrativo de la Secretaría de Finanzas y Administración; así como Ramiro Nepita Chávez, quien ha desempeñado diversos cargos en la administración pública estatal y federal.

Igualmente se inscribió Carlos Villar Valenzuela, quien como antecedente, fue denunciado por el Gobierno del Estado por delitos de peculado y abuso de autoridad por su desempeño dentro del gobierno de Leonel Godoy.

Otro más es José Antonio Becerril Flores, que ya ha buscado la titularidad de la Auditoría Superior de la Federación; está Israel Guzmán Negrete, quien forma parte del Despacho Consultoría y Auditoría Negrete y Asociados.

Los últimos son Melesio Gordillo Blanco y Héctor Acosta Rosales.

LO “RARO”

Para el 25 de junio y pese a la ausencia de uno de los registrados, los otros 15 aspirantes a ocupar el cargo de Auditor Superior del Estado, presentaron su examen de conocimiento ante los integrantes de la Comisión Inspectora del Congreso local.

Pero al día siguiente el escándalo se desató en el Congreso Estatal, pues se dieron a conocer los resultados del examen de conocimientos para ocupar la titularidad de la Auditoría Superior de Michoacán, pues resultó que sólo 5 candidatos aprobaron.

Al hecho se le suma la filtración de una conversación entre el presidente de la Comisión Inspectora de la Auditoría Superior (encargada del proceso) y el diputado priísta Eduardo Orihuela Estefan, en la cual se puede observar la sugerencia de que, posiblemente, los candidatos que aprobaron tuvieron acceso al examen previamente a su aplicación.

La sospecha surge con el entendido de que, 4 de los 5 aspirantes aprobados, son candidatos del Partido Revolucionario Institucional, tal como se puede leer entre ambos diputados priístas: Héctor Acosta Rosales, que obtuvo 10, Miguel Ángel Aguirre Avellaneda 9.5, Moisés Pardo Rodríguez 9.5 y Elías Acosta García 9 de calificación con 18 aciertos.

Posterior a esta filtración, la bancada perredista dio una rueda de prensa exigiendo la reposición del proceso y la renovación de la Comisión Inspectora.

Por ello, el líder de la bancada priista, Eduardo Orihuela Estefan, anunció que presentará denuncia en contra de quien resulte responsable por las imágenes difundidas de la presunta charla de whatsapp entre él y el diputado Marco Polo Aguirre.

Mientras tanto, el Grupo Parlamentario de Morena aseveró que el proceso de selección del titular de la Auditoría Superior de Michoacán se ha llevado bien por parte de la Comisión Inspectora.

Por ahora el nuevo titular está en veremos, pero lo que está ocurriendo alrededor de su designación ya deja sospechas y el órgano encargado de vigilar que se maneje bien el dinero del estado, no tiene claridad en su futuro… Farol de la calle, oscura su casa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *