Lago de Cuitzeo el reto de su rescate histórico

Lago de Cuitzeo el reto de su rescate histórico

Por: Esteban Patricio M.

Michoacán tiene la oportunidad de mostrar su capacidad en un rescate histórico, y no es en seguridad, ni obra pública o educación, sino en sus recursos naturales. Si bien es cierto que muchas de las áreas naturales del estado necesitan atención, en el Lago de Cuitzeo hay una emergencia que ya tiene un llamado por parte de un grupo de investigadores.

La contaminación de varios ríos, la reforestación de bosques, el ordenamiento del crecimiento de ciudades y el cuidado de algunas especies animales, están entre las tareas que los michoacanos tienen pendientes.

Uno de los lagos más conocidos y antiguos del mundo está en México; pero, increíblemente, se está convirtiendo en un desierto. Ahí, en la frontera de Michoacán y Guanajuato, un gigante milenario está en agonía y su rescate está en proceso de la mano de académicos y activistas.

Los esfuerzos son para obtener los mecanismos legales que permitan proteger este lago y ayudarle a recuperar su esplendor.

PATRIMONIO NATURAL INVALUABLE

El Lago de Chapala es el cuerpo de agua más extenso del país y en segundo lugar está el Lago de Cuitzeo, con sus 452 kilómetros cuadrados de extensión.

Se formó hace unos 6 u 8 millones de años, esto lo convierte en uno de los lagos más longevos del mundo.

En sus aguas se llegaron a detectar 19 especies de peces y miles de familias en su rivera han prosperado gracias a las actividades, como pesca y agricultura, que eran facilitadas por este gran cuerpo de agua.

Atravesar del territorio Guanajuatense a Michoacán a través de la carretera que le cruzaba, era un espectáculo que, incluso intimidaba, debido al tamaño del lago.

Era común ver aves meciéndose entre las pequeñas olas que se llegaban a formar en los días de más viento.

Las lanchas también eran parte del entorno, con sus pescadores recogiendo y lanzando redes o recolectando carrizo para la elaboración de artesanías.

Años atrás parecía que este gigante de agua era imbatible, pero la realidad ha golpeado cada vez más duro en los últimos años.

DECADENCIA

Como se expuso semanas atrás en El Despertar, la escasez de lluvias, las altas temperaturas y la deforestación han ocasionado su declive.

El investigador decano del Instituto de Investigaciones Sobre los Recursos Naturales (INIRENA) de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo, Arturo Chacon Torres, ha estudiado por casi cuatro décadas al Lago de Cuitzeo.

El académico, además de los factores ya mencionados para afectar al Lago, añade el problema a sus alrededores: “Existe suficiente agua, pero también cañadas bloqueadas por basura, azolve, hay taponamientos de manantiales, hay numerosos manantiales termales que no llega su agua”.

Otro factor son las actividades que hay alrededor pues los ríos y manantiales que alimentan este lago y han sido bloqueados intencionalmente para la ganadería o agricultura.

Otros factores son las descargas con contaminantes agrícolas y urbanos, provenientes del río Grande de Morelia, la construcción de presas en las áreas que le rodean y que han restado captación de agua.

El resultado es que casi la mitad de los 452 kilómetros cuadrados de extensión del lago ya están completamente secos.

En 1993 se capturaron 5 mil 546 toneladas de peces con un rendimiento de hasta 130 kilogramos por hectárea, ahora se captura un máximo de 250 toneladas en un año, con un rendimiento de apenas 8.0 kilogramos por hectárea.

De aquellas 19 especies de peces que se llegaron a documentar en sus aguas, ahora solo hay 5.

POR EL RESCATE

El lago cuenta con una declaratoria de Sitio de Importancia Internacional, otorgada por la Ramsar, que es la Convención sobre Humedales, conocida como la Convención de Ramsar, es un tratado ambiental intergubernamental establecido en 1971 por la UNESCO.

Pero no es un mecanismo legal suficiente para establecer obligaciones mediante reglamentos, leyes y decretos en México.


En enero de 2019 se emitió un punto de acuerdo en el Congreso de la Unión, en donde se recomendó que se decrete al Lago como una Zona de Restauración Ecológica, lo cual obligaría a generar planes de protección del lugar.

Pero, esa petición ha sido ignorada por la Comisión Nacional del Agua (Conagua) y la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) , según ha denunciado el académico Arturo Chacon Torres.

“Solamente contestan que se requieren estudios para poder justificar el decreto de restauración. No se necesita ser un gran pensador ni un gran investigador para ver la situación en la que se encuentra Cuitzeo y decretar la zona de restauración ecológica”, ha dicho ante medios.

Por eso, un grupo de académicos encabezados por Chacon Torres están buscando que se emita la declaratoria de Zona de Restauración Ecológica de la Cuenca del Lago de Cuitzeo.

Por eso iniciaron una colecta de firmas en la Plataforma Chance.org en la cual exponen la problemática y presentan las acciones que se pueden generar con la declaratoria.

“Debemos unir esfuerzos como sociedad organizada y exigir a SEMARNAT y a CONAGUA que cumplan con su responsabilidad de delimitar la zona federal, elaborar el balance hidrológico anual, garantizar el caudal ecológico de Cuitzeo y decretar al lago como zona de restauración”, ha expuesto el académico al compartir la petición en sus redes sociales.

Esta petición que se encuentra con el nombre “Restauración ecológica y recuperación económica en el Lago de Cuitzeo” puede ser firmada por cualquier usuario de redes sociales sin costo y hasta ahora ha reunido 25 mil 370 firmas.


            Un daño a recursos naturales milenarios, requieren de una labor titánica para que se recupere y la sociedad organizada parece estar empujando para lograr este rescate, una de las tareas pendientes más urgentes para los michoacanos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *