Toda la desvergüenza (Política en lo oscurito)

Toda la desvergüenza

Don Cedano recuerda aquellos años mozos frunciendo el ceño, los recuerda como los verdaderos culpables de lo malo que es Don Cedano. De lo bueno, sólo hablaré cuando mis siete lectores estén presentes, ellos aplauden todo lo que digo, nada más digo la palabra pasado y siento nauseas, ganas de vomitar, es como si el pasado nada me hubiese enseñado, como si el pasado nada bueno me hubiese dejado, y que ahora apoltronado en mi enrome poltrona hesito con aires sapientes, como debe de ser pues, y murmuro en voz baja, nada más para mi y para el silencio ominoso del miedo, ¿A dónde nos lleva el pasado?

Y veo en el lejano horizonte que la luz del túnel sigue encendida, allá a lo lejos y que cada que camino pareciera que me alejo, como si tuviera los pies al revés… bueno, eso es culpa del pasado. Tomen en cuenta que está de moda culpar al pasado y a las administraciones pasadas. Si, así está el tiro. Don Cedano podrá culpar con toda soltura y libertad a su padre, de todo el desmadre que es de su vida. Que si no hablo bien, que si no escribo bien, es culpa de la administración pasada, que si no pienso positivo, es culpa de la administración pasada, que si soy malo, es culpa de la administración pasada, que si hay corrupción en mi vida es culpa de la administración pasada, que si mi cuerpo exige el pecado de la gula, es culpa de quien administraba mi cuerpo en el pasado.

 Ahora que soy un hombre nuevo, nuevecito de paquete, recién purificado, lleno de amor, y ya no tengo esos pecados que tanto me desgastaron en el pasado, es únicamente gracias a mi esfuerzo. Si soy más bueno que el pan bimbo, es sólo gracias a mi esfuerzo ¡Ajá!, ¿Por qué critican a Don Cedano? ¿Por qué todos sus erros los endilga al pasado? Relájense, eso está de moda y a ustedes les gusta todo lo que esté de moda y Don Cedano está de moda, su padre sabe quién es don Cedano, así que no tomará a mal las aseveraciones, nada más no le digan, porque es capaz de enderezar a Don Cedano a puros chingadazos, y eso no sería buen ejemplo para la 4T. Imagínense enderezarla a bola de madrazos, y pobres si no les llueve, les graniza, y no es por factores externos o de la oposición, si no hay oposición:

 Un Prit muy alejado del boato y de la omnipotencia que les caracterizaba, es una caricatura, si Lázaro Cárdenas reviviera, se volvería a morir de vergüenza. El bolillo ¿Existe?, muy a pesar de ellos, sí, aún existe. El Perderé, se sigue diluyendo, esfumándose, no soportan que el dueño del circo los llame fifís. Don Cedano se siente orgulloso de que lo llamen, aunque sea fifí, hasta soportaría que lo compararan con Salinas, que con todo y ser un ser malévolo, en su administración no temíamos una recesión como tememos hoy.

 ¿No hay recesión aún? Bueno pues, aún no llega, pero pinta feo el panorama, ya ni siquiera ponen estadísticas de crecimiento, Hacienda dice que creceremos al 1%, algo es algo. Díganle a San Péjele que purifique las cifras, a lo mejor crecemos algo más. Digo, es mucho pedir, porque un semestre le ha bastado al nuevo gobierno para ponernos a temblar y lo disfruta tanto que puede darse el lujo de decir que, si algo sale mal, es culpa del pasado. Ya hemos visto como disfraza su discurso, lo vemos cada día más claro.

Lo que no sabe es que el manejo de su política lo va a terminar asfixiando; por ejemplo, el mal manejo de la desaparición de la Policía Federal, le ha salido muy caro el encargo, aún no echa a andar al cien por ciento a la Guardia Nacional, copia de otras policías, nada nuevo pues, y ya está deshaciendo a la Policía Federal sin una estrategia clara, y al reclamar sus derechos los policías o ex policías los tachan de corruptos, y fiel a su discurso los tacha sin ejercer algún tipo de juicio, sin pruebas en la mano, sin castigo, sólo de palabra. Sabemos que la Policía es corrupta, pero desaparecerla de golpe es casi un suicidio, podremos bromear que mientras marchaban los policías, los índices de violencia y corrupción bajaron, así de jodidos estamos todos. Lo cierto, es que mientras esto pasa, la delincuencia sigue apoderándose del país con tanta desfachatez que se regodean, retando al gobierno representado por la Guardia Nacional y maltratando a la sociedad, la cual se siente insegura y sin alguna institución a cual recurrir, pues todavía existen ambos uniformes y existe indiferencia por entrar en combate al crimen.

 Bueno, al menos hay indicadores que si suben, ¡Vaya! Que felicidad, el crimen aumenta y aumenta, la gasolina también, el subsidio a la gasolina también, algo es algo ¿Verdad? Para que no culpen de todo al gobierno, que mientras maquina que politiquera medida va a aplicar para correr burócratas o cambiarlos de asignación o a dónde mandar recursos que recupera del narco, bueno dinero que recupera de la venta de activos del narco, que en su gobierno no recuperó, sino que recuperaron en administraciones anteriores, porque el narco anda tranquilo, sin quien los moleste, salvo algunos perdidos en los estados que capturan a algún narco perdido o metido en la cocina, pero de ahí para adelante nada.

 Vean Michoacán, repuntando en índice de violencia, mientras el gobernador no aparece para ponerle un alto a la violencia… me imagino, digo porque no sé, que como son delitos del fuero federal, se lo dejamos a la federación. Mientras tanto, la sociedad que se joda, para que solapa a los malotes, ahora que si los mata, entonces contra la sociedad si puedo actuar ¡Ah, jijo! El mundo al revés.

 Les decía, la violencia no para, y ahora que la Policía Federal se desmorona por una idea mal concebida, mal tomada y peor llevada, esa de cambiarle nombre a todas las instituciones que le recuerden al pasado, que según San Péjele es el culpable de todos los males, incluyendo las reumas de Don Cedano desde luego, lo que si no se vale es que corruptos o no, los corte de tajo. Se quejaba de Felipe Calderón de cortar al sindicato de Luz y Fuerza del centro, no hay mucha diferencia con lo que ahora hace con la Policía Federal. Si había que cortarlos, hacerlo de la manera justa. Allí es donde San Péjele no sabe actuar, falto de prudencia como en prácticamente todo lo que hace.

 ¡Vaya!, por eso los memes maestros da sabiduría lo ponen de ejemplo, como sucedió después del sismo en California, uno de ellos dice “Los Ángeles temblando por la falla de San Andrés, y México fallando por las fallas de Don Andrés”, ja, ¿No entendieron? Bueno, el chiste se cuenta solo.

Bueno, lo que dice Don Cedano no es chiste, es politiquería, ya saben, si falla algo, no es que falle, es politiquería, ya tienen una nueva justificación. Se imagina Don Cedano, llegando un día a la escuela primaria Benito Juárez y con la lista de útiles que tenía, sólo un lápiz y un cuaderno, y la maestra exigiendo cumplir con el desabasto, porque no llevaba Don Cedano un sacapuntas y una goma para borrar.

 Don Cedano señala a la maestra que no es debido a la austeridad republicana a la que lo somete su madre, la maestra molesta va y se queja con la directora y esta acusa a Don Cedano de desabasto de útiles, Don Cedano se levanta todo serio como amerita la situación y dice “son politiquerías” no hay desabasto por austeridad. Así se vive en el sistema de salud, vaya sorpresas que da la vida.

Eso de gobernar si que está difícil, ya se están agotando las justificaciones, eso de que las administraciones pasadas fueron peores empiezan a tener una base comparativa más sólida, y si algún politiquero se le ocurre comparar no se van a sorprender, simplemente van a corroborar lo que a leguas se ve. Ya ven a Caldedrunk, que se siente el insigne maestro de las políticas populistas, tan mal se ve la 4T, que maese Caldedrunk parece un siervo del señor alentando a las huestes ahítas de justicia, salvarlas de la esclavitud de la austeridad, para llevarlas a la libertad que dan unos cuarenta días de jarra por el desierto de la levedad.

 Ahora sí, se siente capaz de gobernar, pues quien ahora está en el poder no sabe, igualito a como se comportaba aquel como opositor, ahora va por un partido político de familia, como dictan los cánones verdes y morenos, o Encuentro Social o Nueva Alianza, como debe ser pues, para poder perpetuarse mamando del erario, ya estando arriba de la vaca, puedes empezar a parecer lo que has teatralizado muchas veces, o sea a volverte el mesías todopoderoso, y para que te la crean más, empiezas a hacer tu cartilla moral y le dices al pastor de tu preferencia que la distribuya, digo, la moral está más caída en las iglesias, hay que empezar desde abajo, como los verdaderos hombres, Don Cedano prefiere los de pastor, pero se enojan por diferenciarlos, bueno, al menos leyéndola Don Cedano se ha llenado de enjundia y juventud.

 Ojalá y se haga ley la moral o la ética, así podríamos dejar nuestras monedas en el cenicero sin que tus sobrinos se vayan por las caguamas. Don Cedano preferiría que la cartilla la lean todos los días los funcionarios y más las policías, luego el mismo gobierno las tacha de corruptas. Bien decía Camus, que una persona sin ética es una bestia salvaje soltada a este mundo, y vaya que estamos llenos de salvajismo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *