¡Una limosnita por el amor de Dios! (Política en lo oscurito)

¡una limosnita por el amor de dios!

Don Cedano no daba crédito (ni lo pedía), en estos tiempos de incertidumbre, lo más cierto es que quien sabe. Así que mejor manejarse con prudencia, y ser austeros, eso es lo de moda, lo de novedá. Ya ven que la austeridad nos llevará a desempolvar las máquinas de escribir, a quitarle el orín a los arados, por eso de que las tractores son de fifis, que sólo roban a sus peones, ja… sí ya sé que me la prolongué, debería ser austero aun en el lenguaje, y es que la pandemia nos trae de malas, no sabemos en qué momento nos podrá pegar tan fuerte que tengamos que irnos con sancho a vivir, ya ven que con la crisis, si mi mujer se va con otro, yo me voy con ellos, así nos ahorramos una lana en renta y donde comen tres, amanecen cuatro ¿O cómo iba?

 El chiste es que estamos en tiempos de austeridad, y es tanta, que ya le pegó a la iglesia, se han declarado en quiebra y no tienen para mantener a los curas, o ¿Será que extrañan a los monaguillos? ¿Cómo que me calle si no sé nada de eso? Bueno, es que dicen que por la pandemia no van a ayudarles los imprescindibles niños… mejor dejemos esas cosas en paz, luego piensan que uno tiene mala fe, San Marcial Maciel los proteja… válgame dios… Mejor sigamos en eso de la austeridad, al cabo ya me está gustando, no gasto, digo, tampoco tengo para hacerlo. 

Les decía, a la iglesia le pegó mucho en sus finanzas, andan preocupados, no tienen para pagarle a la tía que les hace el aseo. Desde luego, hay algunos que a falta de limosnas en las misas pasan la tarjeta para que les hagan transferencias, con tal de que puedan seguir con los tramites de la hipoteca que van a tener los fieles en el cielo, ya saben, allá arriba se trabaja duro… arriba, hablo del cielo, no de la presidencia. Allá arriba trabajan duro para construir la casa a donde vamos a llegar y los ángeles merecen su pago justo, así que no sean gachos, apoquinen, la iglesia viva necesita de ustedes, no vayan a salir que dios y los ángeles no necesitan dinero, si los encargados de la iglesia fueron designados por el mismísimo diosito.

Es tanta la austeridad, que ya no hay para comprar vino de consagrar, ya están pensando usar Tonayan rebajado con coca-cola, ¿Qué? ¿Esa no? Es cierto, esa es una bebida del diablo, guácala, y en austeridad menos. Bueno, se me hace que la coca-cola no me merece, ni ese gansito retador que quiere que lo recuerde merece ser tomado en cuenta, al fin San Gatell dijo que son puro veneno, y yo le creo, a parte están re caros, agua azucarada a 20 pesos litros, y cuando iba en la primaria el agua no se le negaba a nadie, como la pirulina de la prepa… 

¿Ya vas a empezar filosofo? Nada más te dan cuerda y bailas como muñeco de titiritero, como aquél que decía Pedro Infante: “Lo mismo que un muñeco, que necesita cuerda o que un presente incierto que nada nos recuerda, quedó sin movimiento mi corazón enfermo y lo vistió de luto un sufrimiento eterno…” vean, que chulada, ya hasta me dan ganas de sentarme en la placita de Zitácuaro a bailar, no con la más fea, ya he bailado mucho con ella, ahora le toca a la chairiza… ¿Qué? ¿Es discriminatorio? Pero si ellos nos llaman conservadores, porque conservamos la razón, ja, ja, ja, bueno, ya me callo, luego ese clima de polarización que promete San Péjele en sus homilías se vuelve realidad.

 Estábamos hablando de austeridá, lo de moda y novedá, ja, dijéramos que queremos regresar a la época de Juárez, cuando no había computadoras, digo, tampoco había chairos, habría que ser congruentes ¿Qué? ¡Ya déjenme ser! Bueno, la iglesia empieza a solicitar los donativos o limosnas vía espei, ellos se modernizan, igualito que la 4T. Esa modernidad de que no quieren a los ricos y les pides dinero. Eso como qué no va, o eres o te haces, pero cambiar conforme cambia la corriente como que no va, aunque en la política es algo natural, sino, como se entendería que San Péjele haya pasado por varios partidos, hasta que hizo el suyo para no tener que aguantar a otros.

 Pero hablábamos de limosnas, como a la iglesia le funciona y tienen su guardadito, la 4T pretende hacerlo de la misma manera… no sé si tengan asesores en la iglesia, parece que no, porque no les sale la pedinchería de la misma manera. Uno por acá de lejitos pensaría que sí tienen manera de recaudar mejor, y meter en cintura no sólo a los grandes empresarios, sino también a formalizar lo informal, pueden planificar sus gastos con sensatez y hasta pedir deuda planificada para no desequilibrar las arcas. Pero eso de pedir limosna no se les da, eso lo deben dejar sólo a las iglesias. Pero no les vayan a dejas manejar las casas de la mujer indígena, esas que ya desaparecieron ¿Otro organismo más ha muerto por austeridá? Sí, así como lo ven.

 Y ¿Qué tan mal andamos de finanzas? Pues… la titular de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, dijo que a finales de mayo visitarán embajadas y a la representación de la Unión Europea para conseguir fondos. Ya ven, si le aprenden a las iglesias, lo que no saben es que eso no es administración pública, eso es lo que preocupa, si dilapidan los recursos y no se planean recae en que tenemos que mendingar, aunque tenemos a un ideólogo en el mismo presidente de la república, que quiere profundizar la austeridad republicana, aunque no estemos en la época de Juárez… a Juárez lo traían a salto de mata, no le quedaba alternativa, recursos había pocos, había que medirlos, como quiere medirlos la Secretaría de Hacienda, que les mandó una orden a los funcionarios para que “cooperen” a la de “ovo” con un porcentaje de su salario, les pasan la charola como en misa.

 A Don Cedano eso le da mala espina, no se puede ser abusivo con los subordinados, aunque señalen que las cuotas son “voluntarias”, nadie en su sano juicio desbalancea sus finanzas por una necesidad del país, si no ve que el país efectivamente lo necesita, y en realidad no lo necesita, necesita orden y disciplina en la repartición de participaciones. Así que, esas aportaciones “voluntarias”, son una orden. Así lo entiende Don Cedano, aunque el titular de la Unidad Política y de Control Presupuestario diga que son aportaciones espontaneas, eso no le quita la gravedad en la que nos estamos metiendo.

 Los “voluntarios” saben que si no se alinean con el jefe pueden ser despedidos de sus chambas y a cómo está la crisis afuera, los que no han trabajado más que en el gobierno pues la tienen difícil, Don Cedano hace un símil y se imagina al gobierno usando prácticas de cobro de piso, aprendidas de la delincuencia organizada, allí si no sabe que decir ni hacer, estamos en la lona y contra la espada y la pared, no puedo compadecer a los burócratas, como tampoco compadezco a la ciudadanía que tiene por un lado al gobierno empujándolo a la informalidad y por otro lado a la delincuencia empujándolo a la informalidad, pues no dan factura, solo balas.

 Desde luego el disfraz de esa pasada de charola o pedida de limosnas no estaría completa si no da el ejemplo el mero jefe, que se desprenderá según del 25% de su salario. No sé si de sus prestaciones, bonos o demás ingresos no registrados, y metió en el ajo a sus secretarios, les pidió donar el 23%, a los subsecretarios y oficialías un 21%, a los jefes de unidad 19%, a los directores generales un 17%, a los adjuntos un 14%, a los titulares de área un 10% y a los subdirectores un 5%. El argumento les cayó como anillo al dedo, hay crisis por la emergencia sanitaria, que obliga al gobierno a ser más austero y le cae como anillo al dedo a San Péjele, que ese es una de las líneas más fuertes de su discurso político, sabemos que es pichicato, y que su línea discursiva señala a la austeridad como línea principal y ahí la lleva, desbaratando todo el aparato de gobierno que, creo está sesgado, pues retira todos los apoyos a programas de gobiernos anteriores y los desaparece. Así como desaparece a la burocracia no adepta.

 El sesgo y el recorte viene dendenantes, pero se justifica ahora, que buen pretexto, quizá los 10 mil médicos, enfermeras y pasantes que despidió en 2019 estén conformes con la recontratación, le dieron al menos la justificación a su discurso. Algo debe tener entre manos que es más fuerte que su desprestigio, que aún no se completa, pues el NAIM y Constellation Brand no son suficientes, y ahora con la pandemia, le pasó también la charola al NAIM, está vendiendo como chatarra algo que sería más valioso en servicio, pero ¡Ay, poder no te acabes! La chichi está dando aún, mientras seguirá con la austeridad y las ventas de garaje, hasta que de verdad se acabe la riqueza que dejaron los que nos robaron, así que, si a ustedes les sobran unos pesos, no duden en abonarlos a la 4T, anda urgida de dinero, la administración de sus recursos puede esperar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *