Personaje de la semana

Luis Rey Espinoza López

H. Zitácuaro, Mich. – Luis Rey Espinoza López, fue catedrático del Instituto Tecnológico de Zitácuaro. Tuvo una gran empatía con la sociedad zitacuarense. Se le recuerda como una persona sociable, gestionando apoyos a la comunidad estudiantil y realizando una labor altruista bajo el anonimato.

Llegó a Zitácuaro recibiendo la encomienda del Instituto Nacional Indigenista, para atender un brote de sarampión en comunidades rurales.

Ingresó al Instituto Tecnológico de Zitácuaro como médico, posteriormente comenzó a dar clases de química, en el área de ingeniera industrial, desarrollándose en el campo académico del Instituto Tecnológico de Zitácuaro.

En la parte administrativa, alcanzó la jefatura en el área de comunicación. Es ahí cuando funge como enlace entre los estudiantes para gestionar apoyos, como becas alimenticias y descuentos en transporte, así como asistencia en las necesidades médicas.

Estuvo también pendiente de las labores de difusión para la máxima casa de estudios de nivel superior en la región oriente.

Espinoza López implementó el programa llamado JugueTec. A los alumnos se le requería su cooperación para que donaran un juguete. Esa promoción se hacía entre la población zitacuarense, participando también la iniciativa privada.

Tal esquema tuvo resultados positivos, al grado que invitaban a escuelas primarias y se hacían juegos al aire libre, con brincolines y se invitaban a payasos, lo que representaba un festival con motivo de Día de Reyes.

De igual manera se invitaba a comunidades indígenas, como Crescencio Morales, Donaciano Ojeda, Francisco Serrato y Curungueo, particularmente a la población con necesidades económicas.

Alternaba su trabajo como docente durante el día y por las tardes brindaba consultas médicas en su domicilio, ubicado en la colonia El Moral.

A su consultorio llegaban personas de pueblos indígenas y comunidades rurales, pero a muchos pacientes ni siquiera les cobraba la consulta y en otros casos hasta el medicamento se los daba de manera gratuita. Tuvo un gran sentido de solidaridad con la gente que menos recursos económicos tenía.

Egresó de la Universidad Nacional Autónoma de México, UNAM, recibiéndose como médico general.

Uno de sus familiares más allegados describía al galeno como un cordero con piel de lobo, aparentaba un carácter ríspido o fuerte, pero en el fondo su corazón era solidario con las causas nobles.

De tal manera que su apoyo siempre fue en el anonimato, al grado de que cuando se incendió el Cerro El Cacique, llevaba víveres al cuerpo de bomberos, pero solicitaba que no se mencionara su nombre.

En épocas navideñas buscaba llevar apoyo alimenticio a las personas de bajos recursos, lo mismo que en el Día de Reyes hacía compra de juguetes para llevarlos a familias que no contaban con los recursos.

El doctor Luis Rey en su infancia tuvo muchas limitaciones y padeció la pobreza, a ello se sumó que su padre trabajaba fuera y cuando él cursaba su educación primaria o secundaria su madre quedó paralítica.

En la facultad de medicina hizo su servicio social dentro de la Marina, en el buque escuela Cuauhtémoc, ubicado en la costa del Pacífico, recibiendo instrucción militar.

Laboró como médico en el IMSS Coplamar en la ciudad de Chiapas, clínica ubicada en medio de la sierra, conviviendo siempre con vecinos de pueblos indígenas, con quienes tuvo gran apego y empatía.

En el año 2016 el Instituto Tecnológico de Zitácuaro le entregó un reconocimiento por sus 20 años de servicio.

Rey Espinoza se casó con Ana María Macotela García, procreando tres hijos, Luis Miguel, Andrea y Ana Laura.

El doctor Luis Rey Espinoza nació en la Ciudad de México el 25 de agosto de 1955\

Llegó a la ciudad de Zitácuaro debido a que en un tiempo hubo un brote de sarampión, entonces el INI no tenía médico, es ahí que acudió a atender ese brote de sarampión en las comunidades indígenas.

Posteriormente se quedó, se dieron cuenta que en los alrededores de Zitácuaro hacían falta muchas clínicas y atención médica. Se quedó en el INI, posteriormente entró a laborar al Instituto Tecnológico, fue contratado como médico, inicialmente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *