Política en lo oscurito


Autor: Don filosofo de Cedano

Las consecuencias tienen acciones que las provocan
Don Cedano está molesto, no ha podido dormir de manera adecuada, o sea a
pierna suelta, y es que están pasando eventos muy funestos, graves y
dolorosos en su estado, en su país y en su mundo, pareciera como si las
conciencias sociales se hubiesen descompuesto todas a la vez, así como
cuando se te avería el auto, lo llevas al mecánico y resulta que la acería son
cien averías, tantas que ya no sabes si repararlo, tirarlo o dejarlo, así como
está, como pieza de museo. Esto mismo me recuerda a mi madre, que tiene
miedo de ir al médico por alguna molestia, porque cada que va le salen cien
molestias más que ella desconocía, no se diga de esos exámenes médicos que
miden cosas que ni los nombres sabemos, pero que al escucharlos nos da
temor, como eso llamado triglicéridos.
Bueno, les decía, que Don Cedano está molesto, porqué ha notado una
descomposición brutal de la conciencia colectiva. Hace treinta años, Don
Cedano luchaba por que todos los hombres fueran iguales, cuando decíamos
hombres nos referíamos al género humano, que congloba a hombres, mujeres,
niños, niñas, ancianos, ancianas y todos los géneros que había dispersos por
allí, que no tenían tantas configuraciones. Decía Don Cedano, que la ley nos
hacía iguales en derechos y debíamos comportarnos como tales, las mujeres y
los hombres debían de ejercer esa libertad con las pocas limitaciones que
había, cómo la de respetar la libertad del prójimo.
Decía que respetando a los demás en sus ideas, en sus bienes y en sus
aficiones, sería un mundo feliz, desde luego la participación debería ser así
mismo general, participar de las acciones que implica retener esa libertad y
gozar de esos derechos, Don Cedano gritaba y exigía que se respetara a todo
ser humano, con mayor razón a aquellos que no tenían las posibilidades
económicas o intelectuales para defender sus derechos. Decía Don Cedano en
aquel entonces que si su lucha daba frutos, este país sería un país mejor,

después de que a muy pocos les interesaba esa libertad, y que los pobres la
vendieran por una torta y un Frutsi.
Don Cedano se perdió en el anonimato, de vez en cuando participaba de
algunos actos, más para mantener la mente ocupada, que para ayudar a
aquellos que no querían ser ayudados, porque esos solo querían mendrugos
para poder sobrevivir y manifestaban su conformismo uniéndose a otros en
sus mismas condiciones, se sintió solo en su lucha, parecía que nadie lo
entendía y que las personas eran ingratas con quienes se preocupaban por
ellas, no apreciaban el esfuerzo, pues su mente volaba únicamente entre el
sobrevivir cargando la cruz de la pobreza que aceptaban con entereza, y la
justificaban, porque la pobreza era algo digno de ser presumido, pues
lograrían el cielo.
Don Cedano, ante esas declaraciones de poder, nada tenía que hacer, se
perdió, y vagó por todos los rincones del país, buscando fisuras de ese poder
de control mental para empezar nuevamente con una nueva forma de atacarla
y sacarles esa idea a los adelantados, y la encontró en pequeños grupos que se
sentían ofendidos por las formas en que se comportaban los grupos de poder.
Allí hizo su escuela, que paso a paso va creciendo, pero siente que es nada en
comparación con el crecimiento desmedido de las ideas violentas que atentan
contra todas las libertades, y en todos los niveles se da, en todas las ideologías
se da, en todas las formas de fe se da.
Parece que existe una línea de adoctrinamiento para la sumisión y parece que
hay personas deseosas de ser pisoteadas, al gobierno le importa un comino
como se den las relaciones sociales, mientras tenga recursos para mantener su
nivel de vida, porque el gobierno parece ser de otra raza, que cree merecer
todo lo que los pobres desprecian: la riqueza y la felicidad. Todo esto está
provocando problemas serios de convivencia social, tanto que provocará
mucho dolor y muerte, ya lo estamos viendo en escalas pequeñas y lo veremos
en los días que siguen en escalas más grandes, no hay nada, ni nadie que lo
pare, los gobiernos estarán más preocupados por justificar su inacción, por
justificar sus latrocinios, por justificar su mal actuar que por ser lo que
necesita ser, una guía del equilibrio social y político.
Los ejemplos se están acumulando, la violencia está escalando, pian pianito,
paso a paso, despacio, porque tiene prisa, las muertes se están acumulando en
todo el mundo, en nuestro estado, lo sucedido en San José de Gracia es uno de
los ejemplos más crudos de la descomposición de todos los niveles sociales y
de gobierno, la falta de compromiso y los discursos mal intencionados o
desafortunados, como quieran llamarle, que los gobiernos usaron para

justificar su incapacidad o su injerencia, el señalar que si no hay cuerpos, no
hay delito, si no hay denuncias no hay delito, y podría ser eso antes, cuando
las redes sociales no los exhibían en sus incapacidades, que podían encubrir o
acusar con total impunidad, pero ahora no, ahora se escudan en pretextos
fatuos, que no abonan que la sociedad se comporte como tal, eso abona a que
la barbarie aumente, podrán decir que son pugnas entre ellos, que son ajustes
de cuentas.
Y ¿Quién se encarga de que no mueran personas? ¿Quién se encarga de que
no haya armas de ese poder en las calles? ¿Quién educa a esos jóvenes o sus
familias en el orden, la justicia y el respeto?
Nadie. Los gobiernos están preocupados por sus intereses económicos, lo
vemos todos los días, los gobiernos buscando votos, haciendo acciones que le
den votos, mientras la sociedad está entrando nuevamente en la ley del más
fuerte, eso ha generado caos, terror y miedo. Vimos con tristeza, como la
sociedad sin una guía sólida, se descompone, en un simple partido de futbol,
en un estadio donde asisten familias enteras por una idea errónea en la forma
en que se juegan los partidos, las personas empiezan a matarse entre ellos. Los
problemas psicológicos, políticos y familiares se transportan a otro nivel,
aupados en el anonimato pueden matar sin reservas, pueden desahogar todas
sus deficiencias psicológicas contra otras personas inermes.
Las teorías de la psicología de masas explicada en pocos minutos, el
individuo dejó de pertenecerse, para pertenecer al grupo y el grupo social se
convirtió en horda, sin amo que lo guíe en la domesticación, como los perros
sin amo se convierten en ferales y el grupo en jauría, así se vieron los
llamados aficionados al futbol, como una jauría descompuesta, deseosa de
sangre. Mientras el gobierno peleándose por ocultar los datos, por ocultar
información que lo deje como lo que es: un simple administrador de recursos
que no son suyos, inventando triquiñuelas para hacerlos suyos, mientras el
pueblo, aquél al que se debe, puede seguir asesinándose impunemente,
mientras no lo afecte a él, porque es gobierno, solo de palabra, de facto solo es
una marioneta de sus intereses.
Sabemos que si se expone la información de manera más adecuada, dando los
datos más fidedignos posibles, el golpeteo será brutal y no les conviene, ni a
directivas, dueños y gobierno, todos ellos buscan la manera de salir más
limpios, al costo que sea y así también vemos en el mundo que la violencia
puede ser desatada por nada, invadir un territorio a estas alturas parecía algo
impensable, coartar las libertades de los hombres y buscar su aprobación
mediante el nacionalismo también lo es, más sin embargo sucede, y todos los

actores buscan una justificación plausible que parezca amable y los deje
limpios ante la opinión pública.
Putin, con su discurso de salvador del mundo ruso, tiene sus razones para
meterse en zonas peligrosas, los del otro lado, con sus fortalezas donadas al
poder contrario al de Putin, tienen sus justificaciones, ni una, ni otra justifican
las miles de muertes que hay y que ocultan para hacer más ligero y menos
mediático el conflicto, eso solo atiende intereses económicos y los pueblos,
aun en desarrollo, creen que necesitan a un gobierno que los represente, a
pesar de que demuestran su poder cuando se revelan, cuando protestan,
cuando exigen a un gobierno que los atienda.
Los gobiernos tiemblan cuando los pueblos se levantan, porqué pareciera que
deben ser antagónicos, a pesar de que uno mantiene al otro. El que es
mantenido, pareciera que el dinero y los destinos del pueblo les pertenece,
cuando los dos deberían ser un solo sujeto y que este sujeto social fuese uno
con la sociedad mundial que mayoritariamente quiere paz, pero no sabe cómo
obtenerla sin que haya guerra.
Así les enseñan y les enseñan mal, el respeto a todo lo creado es la base, todo
irrespeto trae como consecuencias la violencia, que ya está escalando, paso a
paso, pronto nos llegará y sufriremos más de lo que hemos sufrido. Pero como
tenemos mentalidad pobre, justificaremos que el dolor es un mal necesario
para la redención, y esa solo la da San Péjele… bueno, solo a sus elegidos, los
que no somos parte del plan por cuatroté, seremos víctimas de nuestros
propios infiernos, y más si no mamamos del presupuesto, esas son las
consecuencias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *