¿Cómo nació el Día del Niño en México y el mundo?

Zitácuaro, Mich., a 28 de abril del 2017.- El Día del Niño es una celebración que se conmemora en gran parte del mundo y, por supuesto, en México, desde hace más de 80 años.

Fue tras la Primera Guerra Mundial que se comenzó a generar una preocupación y conciencia sobre la necesidad de protección especial para los infantes, gracias a la cual surgió la primera Declaración de los Derechos de los Niños, que fue promulgada por la Liga de las Naciones y ratificada el 26 de septiembre de 1924. Al año siguiente, durante la Conferencia Mundial sobre el Bienestar de los Niños, llevada a cabo también en Ginebra, Suiza, se declaró por primera vez el Día Internacional del Niño, señalando para tal efecto el 1 de junio.

Susana Sosenski, académica del Instituto de Investigaciones Históricas de la UNAM, señaló que la Declaración de los Derechos del Niño promulgada en Ginebra, Suiza, en 1924, proporcionó un marco internacional para la atención y protección de la infancia.

En 1925, recordó, el entonces secretario de Educación en México, José Manuel Puig Casauranc, propuso crear un Día del Niño en nuestro país, el cual se celebraría, en primera instancia, el 1 de mayo, fecha que coincidía con los festejos del Día del Trabajo, ya que el hecho que los infantes se sumaran a la celebración laboral los vinculaba con un ideal de futuros ciudadanos trabajadores.

La doctora en Historia por El Colegio de México puntualizó que el 1 de mayo los escolares mexicanos no tenían clases, por tanto, se consideró que para celebrar a los niños en los centros educativos sería mejor adelantar el festejo al 30 de abril. Para 1926, numerosas escuelas organizaron festivales en los que se ofrecían conferencias que hablaban sobre la salud, el valor del trabajo o la importancia de la alfabetización.

Damas de las élites visitaban a los niños en instituciones correccionales o asistenciales para donar juguetes, regalos o dulces, iniciando así un festejo de tintes cívicos.

Para la década de 1940, refiere la investigadora, el Día del Niño se integró al desarrollo de la sociedad de consumo para promover la venta de productos, por lo que diversos espacios educativos, como los museos, buscan recuperar la iniciativa de festejar a los infantes con actividades lúdicas y culturales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *