COVID más «productivo» en el Congreso que los diputados

COVID más «productivo» en el Congreso que los diputados

Por: Esteban Patricio M.

Morelia, Michoacán. – El repunte de los casos de COVID en México, y por consecuencia en Michoacán, es más que evidente y sus magnitudes se empiezan a distinguir en distintos ámbitos de la vida de los michoacanos, incluso en la estructura gubernamental, como es el Congreso del Estado.

LA TREGUA DEL VIRUS

Tres semanas atrás, el 23 de diciembre de 2021, Michoacán estaba reportando 20 nuevos casos de COVID-19. De esos 20 contagiados, siete fueron en Morelia, cuatro en José Sixto Verduzco, dos en Maravatío, dos en Sahuayo, a la par de Zitácuaro, Lázaro Cárdenas, Panindícuaro, Puruándiro y Tanhuato con un caso nuevo de contagio.

También ese día se confirmó solo la muerte de un habitante de Morelia a causa de esta enfermedad.

En ese entonces el panorama parecía ser totalmente diferente en la entidad, en la capital se habían realizado los festejos de la virgen de Guadalupe sin que se generaran más contagios, y en varios municipios de la entidad fue similar.

La situación parecía ser alentadora, a pesar de que las secuelas económicas de la pandemia aún se resienten en los bolsillos de los michoacanos.

Sin embargo, una amenaza estaba latente, a pesar de que parecía lejana: la variante ómicron.

Une versión del SARS CoV-2 de la que se advertía que era mucho más contagiosa que cualquier otra que había surgido, el 3 de diciembre se había confirmado el primer caso en México, pero en Michoacán parecía que no llegaba, 20 días después de aquel primer caso confirmado en la capital del país.

Todo estaba planeado para que incluso los estudiantes pudieran regresar a sus salones sin ninguna restricción, más que tener que usar sus cubrebocas, gel antibacterial y mantenerlos con sana distancia.

CAMBIO DRÁSTICO

El panorama es muy diferente ahora, al paso de tres semanas, el miércoles 13 de enero, Michoacán alcanzó el punto más alto en lo que va de la pandemia por coronavirus, pues registró la mayor cifra de casos positivos por día, con 977 nuevos, que superan el pico de la tercera ola, el 26 de agosto de 2021, cuando se habían reportado 898 contagiados.

En Morelia se detectaron 362 de los casos confirmados, y el resto se reparten entre 65 municipios, además de 18 casos foráneos, de acuerdo con el corte epidemiológico de la Secretaría de Salud.

Tras la capital michoacana, siguieron La Piedad, que sumó 88 habitantes contagiados; después estuvo Lázaro Cárdenas, con 76; Uruapan, con 57; Los Reyes, con 43; Zamora, con 41; Zacapu, con 31; Apatzingán, con 29; Pátzcuaro, con 21; Sahuayo, con 18; Cuitzeo, con 12; Maravatío, con 10 y Zitácuaro y Quiroga, con 10 cada uno.

Aunque, dos situaciones dieron cierta tranquilidad: una es que solo se confirmó una muerte a causa de esta enfermedad en ese miércoles 13 de enero, y la otra es que la ocupación de las camas de hospital para estos pacientes es menor al 7%.

Todo indica que la aplicación de vacunas ha surtido efectos, sin embargo, el problema llegará cuando los contagios sigan y lleguen a aquellos que no están vacunados.

La presencia de la variante Ómicron, en Michoacán, ya se ha confirmado con un caso, pero además la dirección de Salud de Morelia admitió que “es casi seguro” que esta versión del virus ya circula entre los habitantes de la capital del estado.

SU EFECTO EN EL CONGRESO

Esta oleada de casos ha sido visible en muchos aspectos de la vida de los michoacanos, pero una singular muestra del alcance de los contagios está en el Congreso del Estado.

El pasado martes 11 de enero se confirmó que diputados locales, funcionarios, empleados de confianza y trabajadores de base del Congreso del Estado habian dado positivo a la prueba de COVID, durante ese dia y los tres anteriores.

El brote fue evidenciado por los legisladores y personal del Poder Legislativo en sus redes sociales.

El líder sindical de los trabajadores de base indicó que hay cerca de 30 empleados contagiados.

Los diputados locales, Fidel Calderón Torreblanca (Morena) y Adriana Hernández (PRI), también informaron que dieron positivo a la prueba.

COVID FUE MÁS EFICIENTE QUE DIPUTADOS

Luego de casi tres meses de que tomaron protesta los diputados de la Septuagésima Quinta Legislatura, su eficiencia ha dejado que desear.

De los 40 diputados que integran la actual legislatura, cinco registran productividad personal en cero, es decir, no han presentado ninguna iniciativa para reformar o crear leyes, ningún punto de acuerdo, ni siquiera un posicionamiento.

Eso sí, han cobrado los 90 mil pesos de salario mensual, además de lo que les correspondió como aguinaldo.

Los cinco diputados en ceros son los panistas Mónica Lariza Pérez Campos y César Enrique Palafox Quintero; el priista Jesús Hernández Peña; la morenista Julieta García Zepeda y Rocío Beamonte Romero del PES.

También hay tre diputados que han presentado ocho asuntos; una diputada que ha promovido 11 asuntos; dos diputados que han expuesto ocho asuntos y los restantes tienen aún menos.

Por lo tanto, la COVID ya infectó a más número de personas que el número de asuntos que ha presentado cualquiera de los diputados locales.

A pesar de esta ola de contagios, hasta el cierre de esta edición no se habían anunciado medidas extraordinarias en el Congreso del Estado.

Los alcances de esta nueva ola de contagios, que ya está registrada como histórica en Michoacán, todavía no están calculados y los expertos han hecho hincapié en que las actividades pueden mantenerse en su gran mayoría, pero siempre y cuando haya apego a las medidas de prevención. Evitar contagios entre los más vulnerables, es tarea de todos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *