Presupuesto michoacano 2021: entre apuración, caos y recortes

Presupuesto michoacano 2021: entre apuración, caos y recortes

Por: Esteban Patricio M.

La aprobación del presupuesto, que se ejercerá en el estado de Michoacán durante 202, nuevamente se dio entre las prisa de las últimas horas para hacerlo, con recortes a decenas de áreas, con una singular característica que tendrá por primera vez y hasta entre el caos, que podría ser un mal presagio.

La sesión para aprobar el paquete económico para el estado se prolongó por 12 horas, apenas con unas horas de anticipación a que venciera el plazo para este trámite, que se da año con año.

Pero además, trascendieron los diversos recortes de presupuesto para diferentes áreas del gobierno estatal.

Eso sí, para el congreso del estado, en lugar de recortes a consecuencia de las necesidades que surgieron con la pandemia de covid-19, hubo incrementos en su presupuesto.

Por si fuera poco, un choque afuera de las instalaciones del Congreso añadió un elemento caótico a la situación.

A LAS”APENAS”

La sesión para la discusión de este presupuesto inició a las 6:00 de la tarde del 30 de diciembre y concluyó hasta las 6:00 de la mañana del 31 de diciembre.

Es decir, el presupuesto que se va a gastar en Michoacán durante el año 2021 se definió faltando escasas 18 horas para que iniciara precisamente este año.

Un factor que influyó para que se llegara hasta este punto, fue que no hubo un consenso previo entre el Ejecutivo y el Legislativo del estado sobre el paquete económico estatal 2021. Esto, debido al rechazo del Ejecutivo a que se realicen modificaciones a su propuesta.

POR PRIMERA VEZ CON MÁS GASTOS QUE INGRESOS Y CON RECORTES

Con la aprobación de este presupuesto, en Michoacán habrá por primera vez en su historia, un presupuesto deficitario en 2021, es decir, que los recursos previstos en la Ley de Ingresos del Estado son menores a los establecidos en el Presupuesto de Egresos.

Anteriormente los presupuestos para el estado tenían esta característica, pero en lo formal no se establecía así, ya que las Leyes de Ingresos siempre empataron con los Presupuestos de Egresos en monto, aún y cuando se sabía que existía insuficiencia de recursos.

Para este 2021 la Ley de Ingresos del Estado prevé que el gobierno estatal recibirá 68 mil 661 millones 547 mil 701 pesos; mientras que el Presupuesto de Egresos prevé que se gastarán 75 mil 616 millones 545 mil 244 pesos.
La diferencia entre lo que se recibirá y lo que se gastará es de un total de seis mil 954.9 millones de pesos.

Se estableció que habrá secretarías que tendrán menos presupuesto en este año, y son: Secretaría de Comunicaciones y Obras Públicas (-21%); Secretaría de Desarrollo Rural y Agroalimentario (-2.05%); Secretaría de Desarrollo Económico (-12.01%); Secretaría de Turismo (-1.21%); Secretaría del Migrante (-13.65%); Secretaría de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Cambio Climático (-6.08%); y Secretaría de Igualdad Sustantiva y Desarrollo de las Mujeres Michoacanas (-42.36%).

Los recortes de presupuesto también son para el Poder Ejecutivo (-9.89%); el Programa de Inversiones Concurrentes (-100%); servicio de la deuda pública (-11%); Participaciones y aportaciones a los municipios (-3.53%); Secretariado Ejecutivo del Sistema Estatal de Seguridad Pública (-32.79%); Comisión Estatal de Cultura Física y Deporte (-12%); Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia (-1.35%); Instituto de Vivienda del Estado de Michoacán (-26.78%).

También hay menos presupuesto para el Instituto de la Infraestructura Física Educativa (-0.17%); Centro Estatal de Certificación, Acreditación y Control de Confianza (-33.98%); Comisión Estatal del Agua y Gestión de Cuencas (-16.2%); Instituto Michoacano de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (-16.99%); Centro Estatal de Fomento Ganadero (-15.44%); Régimen Estatal de Protección Social en Salud en Salud (-100%); Comisión Estatal para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas (-5.34%); y el Instituto de Ciencia, Tecnología e Innovación del Estado (-26.35%).

Antes de que se aprobara el presupuesto, la coordinadora del grupo parlamentario de Morena, Cristina Portillo, señaló que éste no cumplía con las prioridades de la ciudadanía y resaltó que la austeridad no está presente.

La diputada aseguró que el presupuesto no da prioridad a la atención de la crisis sanitaria, ni a la activación económica, ni al empleo, ni a la atención de grupos vulnerables

AUSTERIDAD, QUEDÓ EN PROMESA

Pero mientras las áreas con recortes se cuentan por decenas, los diputados locales de Michoacán se aprobaron un aumento presupuestal de casi el 12%.

En la descripción de las asignaciones por Unidades Programáticas Presupuestarias, en el primer punto se ubica lo aprobado para el Poder Legislativo de Michoacán, que en el 2020 recibió un presupuesto de 951 millones 528 mil 732 pesos.

Pero para el año recién iniciado, los legisladores se auto-aprobaron recursos del orden de los mil 062 millones 578 mil 389 pesos, lo que significa un incremento de 111 millones 049 mil 657 pesos, es decir, del 11.67 % más.

De los recursos que se aprobaron los legisladores, 899 millones 992 mil 957 pesos serán para cubrir la operatividad del Poder Legislativo, sueldo de diputados, personal asistente, administrativo y demás, y 162 millones 585 mil 432 pesos serán asignados a la Auditoría Superior.

El discurso de austeridad que dieron los diputados al iniciar su periodo en 2018 quedó sólo en una promesa.

EL TOQUE CAOTICO

Para añadir “drama” a todo esto, dos empleados del área de Barandilla de la capital del estado que conducían en estado de ebriedad provocaron un accidente vehicular en las afueras del Congreso del Estado, al impactar cuatro vehículos que se encontraban estacionados.

Los vehículos afectados pertenecen a los diputados Ernesto Javier Estrada, Salvador Arvizu, David Cortés y Wilma Zavala.

Las imágenes del percance que se presentó, justo durante la noche en la que sesionaban los diputados, se volvieron virales.

Aunque se debe mencionar que el sitio en el que estaban los vehículos chocados no era del todo “regular”, pues estaban ahí debido a que una parte del Centro Histórico de Morelia se había cerrado, como medida de prevención a los contagios de covid-19.

Mientras comerciantes y peatones debían trasladar mercancías y pertenencias a pie a través del sitio o estacionar sus autos en otros lugares, los diputados locales “agandallaron” estacionamiento justo afuera del congreso.

Hubo de todo en la sesión de aprobación del presupuesto para Michoacán en 2021, el tiempo dirá si ese choque con automoviles de los legisladores no fue un presagio de otro año desastroso en los bolsillos de los michoacanos y las cuentas gubernamentales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *