Centro de Justicia Integral para las Mujeres, una alternativa real de atención a víctimas de violencia

Morelia, Mich.- 28 de abril de 2016.- En el marco de las acciones emprendidas por la Procuraduría General de Justicia del Estado de Michoacán para garantizar acceso a la justicia a las mujeres víctimas de violencia y proporcionarles un tratamiento de atención de acuerdo a sus necesidades, el Centro de Justicia Integral para las Mujeres (CJIM) ha brindado mil 864 servicios a 940 mujeres en el último semestre.

Este Centro es un órgano administrado por la Procuraduría General de Justicia del Estado de Michoacán y dependiente de la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos de Violencia Familiar y de Género, misma que desarrolla planes reales de empoderamiento para las mujeres que sufren de algún tipo de violencia, lo que permite que además de dar el apoyo en terminos legales para la atención de la conducta cometida en su agravio, tenga la posibilidad de incorporarse a una actividad productiva.

Esta área encaminada a defender y orientar a las mujeres, atiende a víctimas de entre 15 y 65 años de edad que requieren apoyo de cualquier índole, y brinda atención psicológica, médica, jurídica, trabajo social, ludoteca, área de procuración, charlas y talleres que generen seguridad, poder e independencia en las mujeres.

Este trabajo multidisciplinario se lleva a cabo en colaboración de diferentes instancias gubernamentales como: Secretaría de Igualdad Sustantiva y Desarrollo de las Mujeres, el Sistema de Desarrollo Integral para la Familia, Secretaría de Seguridad Pública y Secretaría de Salud, entre otras, mismas que realizan proyectos emprendedores para las mujeres.

La directora del Centro, Janeth Martínez Mondragón, indicó que en su mayoría las mujeres asistentes a pedir apoyo son jóvenes de entre 15 y 18 años de edad, quienes buscan orientación y asesoría sobre situaciones que ponen en riesgo su integridad física o la de algún familiar o persona cercana.

Sobre este tema, comentó que toda mujer que acude a este órgano es canalizada por una trabajadora social que determina el tipo de atención que la víctima requiere, además de brindar apoyo jurídico, las mujeres son valoradas medicamente para verificar el estado de salud en el que llegan y se les proporciona información con relación a los métodos anticonceptivos y su uso.

Aseguró que hay mujeres que acuden para ser orientadas sobre los maltratos que reciben, sin embargo, prefieren no denunciarlo por represalias que pueda haber y simplemente deciden recibir asistencia de empoderamiento, aunque, dijo que una vez que concluyen este proceso terapéutico, un importante número de mujeres proceden con la denuncia.

De igual forma, Martínez Mondragón manifestó que las mujeres que necesitan de un procedimiento litigioso se le trasfiere al área de asesoría jurídica para ser orientadas sobre las diferentes formas de resolver el conflicto en el que se encuentran, además de que se les asigna un abogado de litigio, quien funge como apoderado legal durante el proceso para solucionar el conflicto.

Finalmente resaltó el apoyo de las organizaciones civiles que se han visto interesadas en participar en las actividades que lleva a cabo el Centro y se han sumado a procesos de capacitación para servidoras pùblicas, atención a víctimas y a los mismos agresores, estos últimos un objetivo importante para consolidar los servicios de atención.

Cabe mencionar que las actividades llevadas a cabo por el CJIM han sido difundidas también en instituciones escolares y en los municipios de Uruapan y Paracho, con la finalidad de llegar a las mujeres jóvenes a través de charlas que permitan conocer las diferentes formas de violencia y de esta manera ubicarlas para poder prevenir o erradicar esta conducta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *