PRD perdió su último bastión político: Michoacán

PRD perdió su último bastión político: Michoacán

H. Zitácuaro, Mich. – Tras finalizar la jornada electoral del pasado 6 de junio, el escenario muestra que el Partido de la Revolución Democrática perdió su último bastión político en el país, el estado de Michoacán. Salomón Rivera Camacho, ex militante del PRD y hoy de Morena, hizo un análisis sobre el pasado proceso electoral.

Afirma que el PRD no tenía más participación que ésta y es la última que le quedaba en el estado de Michoacán. Pues no tenía futuro, el PRD andaba como un zombi y sus dirigentes se encargaron de sentenciarlo.

Sostuvo que la ambición desmedida los llevó a ser comparsas, avalando las decisiones del régimen antiguo, como lo fue el respaldo a las reformas energética, fiscal y educativa, todas esas reformas que hicieron, fueron contrarias al interés del pueblo.

Considera que el Sol Azteca dejó de representar al pueblo, a todo ese sector de la población que se sentía identificado con esos principios. Ahí están las consecuencias, ya no tiene más representación, tiene muy pocos representantes en el congreso, se irán haciendo menos y tal vez pierda su registro.

No obstante, reflexionó que a Morena le puede ocurrir lo mismo, están llegando perfiles que no tienen identificación con sus principios, eso ocurrió en el ámbito nacional, estatal y local. Ya que las puertas de los partidos tienen que estar abiertas a la sociedad, pero sí tiene que haber alguna coincidencia con los principios básicos y se pongan a prueba los perfiles de servicio de las gentes que arriben a las candidaturas.

Lo que declararon algunos candidatos en el proceso electoral, demuestra que no tienen convicciones democráticas. Dicen que ellos van a votar, solo si ellos aparecen en la boleta. Es algo absurdo, algo que debe analizarse, demuestra su gran egolatría de estos personajes.

En otro tema, propuso que las obras de gran inversión y representen una gran afectación al sector de la población deben someterse a consulta popular, para saber si la población está de acuerdo en que se realicen. Esto no quiere decir que la instancia de gobierno quede inmóvil, los gobiernos no deben estar a caprichos ciudadanos. Significa que hay necesidad de modernizar la infraestructura del municipio, pero se debe hacer tomando en cuenta a la población.

Todas las decisiones, en todos los ámbitos, deben escuchar la voz del pueblo. Se ha alentado esa modificación constitucional en esta administración del presidente López Obrador, donde exista esta consulta popular, como una forma de participación democrática, sobre decisiones que sean de interés general para la población.

En estas elecciones ganó la participación democrática, sin embargo, hay que insistir en seguir alentándola, ya que únicamente un poco más de la mitad de ciudadanos inscritos en el padrón asistieron a votar.

Propuso Rivera Camacho la revocación de mandato en los ámbitos municipal y estatal. Si no están acordes a los tiempos de participación ciudadana, donde el pueblo pone, y si no están gobernando de manera honesta y responsable, el pueblo también quita a sus gobernantes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *