Jungapeo.- Una denuncia penal y una queja ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos en contra de policías de Jungapeo, es el resultado del abuso que los uniformados cometieron en contra de un ciudadano de ese municipio. Al que le causaron daños en su domicilio y le robaron pertenencias.

Con esta, son ya varias denuncias públicas que los ciudadanos han presentado en contra del Director de Seguridad Pública y elementos a su cargo, que son acusados de “levantar” gente sin motivos aparentes, para ser llevados a las orillas del pueblo. Donde son golpeados y torturados, aunque se trate de una falta administrativa.

Ahora son acusados también de hacerse pasar por Policías Federales, para irrumpir en los domicilios, causar daños y realizar robos de lo que encuentren al interior de las casas. La queja quedó grabada con el número: EXP No. ZIT/030/2019 y detalla los hechos ocurridos el día 15 de enero, en la tenencia de Lázaro Cárdenas, perteneciente a ese municipio.

Jonathan García Téllez y Fernando Soto, Director y sub Director de Seguridad Pública de Jungapeo, fueron acusados de irrumpir de manera ilegal a una vivienda particular, sin contar con las atribuciones legales para hacerlo y sin tener una orden de un Juez que les permitiera ingresar al domicilio.

Según se detalla, el par de policías llegaron por la noche al mencionado domicilio, acompañados de más elementos, rompiendo vidrios de las puertas y al ingresar causar daños al domicilio, no sin antes amedrentar y amenazar al dueño de la casa; quien, en ese momento se encontraba dormido.

El afectado explica que cuando llegaron se identificaron como Policías Federales, quienes lo tiraron al piso, boca abajo, mientras causaban daños en su casa, rompiéndole muebles y los cristales de algunas puertas, bajo la excusa de que estaban buscando drogas, armas o algo ilegal que pudiera inculpar al afectado.

“Yo me encontraba solo en mi domicilio, cuando escuché como le pegaban a mi puerta de la entrada, y al asomarme vi como le pegaban con los R15. Se metieron a mi casa cerca de cuatro elementos, me tiraron al piso. Entre ellos estaba el Director y el sub Director. Me decían que les diera las armas y las drogas”, explica el afectado.

Agrega, que los policías se dedicaron a revolver todo, rompiendo un ropero, ya que no tenía la llave; pero del cual sustrajeron la cantidad de 10 mil pesos, producto de un trabajo de albañilería que había realizado y un teléfono celular con valor de 2,400 pesos, que acababa de comprar.

En ese tenor, Gabriel Gutiérrez, quien es el afectado directo, agrega que ya en otras ocasiones ha tenido algún altercado con los elementos policiacos, que lo han amenazado con el tema de que lo van a detener para traerlo a Zitácuaro, por lo que dice temer por su integridad física y la de su familia.

Asentó que el día de los hechos lo encerraron en el baño para cubrir su retirada, por lo que al salir solicitó ayuda con algunos vecinos que le facilitaron un teléfono para realizar una llamada, la cual hizo a la misma Dirección de Seguridad Pública de ese municipio, pero el caso no fue atendido.

Así mismo, explicó que al día siguiente se presentó en el ayuntamiento para presentar su denuncia ante la síndico municipal; sin embargo, sólo le dio un papel para que se presentara en la Agencia del Ministerio Público en Tuxpan.

Agrega que también habló con el presidente municipal para que tomara cartas en el asunto y los daños que sufrió en su casa fueran cubiertos, pero asegura que el presidente le dijo que no puede hacer nada en contra del mando policiaco, ya que él no depende del ayuntamiento.

https://i1.wp.com/www.periodicoeldespertar.com/wp-content/uploads/2019/01/Captura-2.png?fit=797%2C407&ssl=1https://i1.wp.com/www.periodicoeldespertar.com/wp-content/uploads/2019/01/Captura-2.png?resize=150%2C150&ssl=1Armando Linares LópezNota RojaTitularesZitácuaro
Jungapeo.- Una denuncia penal y una queja ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos en contra de policías de Jungapeo, es el resultado del abuso que los uniformados cometieron en contra de un ciudadano de ese municipio. Al que le causaron daños en su domicilio y le robaron pertenencias. Con...