Comerciantes denuncian robo de carrito de hamburguesas por personal del Ayuntamiento

Servicios públicos niega las acusaciones.

Semana de protestas para recuperar el carrito y frenar el hostigamiento que sufren los comerciantes.

Zitácuaro, Mich., a 15 de febrero de 2017.- El pasado 14 de enero desapareció un carrito de hamburguesas de la esquina que forman las calles Dr. Emilio García y Ocampo. La dueña, Selene Soto Mondragón, culpa a personal del área de servicios públicos municipales. La dependencia, por su parte, asegura desconocer el paradero del carrito y niega que personal del área haya realizado la acción. Esto derivó en una semana de protestas afuera de la presidencia municipal y un pequeño conflicto con otras uniones de comerciantes.

En entrevista para El Despertar, la comerciante afectada, Selene Soto Mondragón, explicó que antes de iniciar con las protestas intentaron agotar el diálogo, tanto con el Director de Servicios Públicos Municipales, Efraín Isaac Rangel García y el presidente municipal, sin embargo su secretario particular se los impidió. “Ambos se portaron muy prepotentes, Pedro dijo que se haría lo que el ingeniero Efraín decía”.

El día 17 de enero, solo 3 días después de que el carrito desapareció, la comerciante afectada solicitó su devolución mediante escrito al Director de Servicios Públicos, pero este en su contestación negó haber dado orden alguna y desconocer el paradero del carrito.

La comerciante, apoyada por algunas uniones más de temporada, insistieron a través de escritos para la devolución del carrito, pero nada ocurría. Fue así que el día martes se plantaron en la presidencia municipal con cartulinas, exigían el diálogo con el presidente, no obstante fueron atendidos por el síndico municipal.

Salvador Martínez del Rio escuchó las peticiones de los comerciantes y solicitó una reunión al otro día, para llevar a cabo la investigación pertinente. Entre las solicitudes los comerciantes pedían que se mostraran los videos de las cámaras de seguridad, dieron plazo de 30 minutos al síndico para realizar de manera rápida una investigación, tiempo que el Síndico rechazó, comentando que él en 10 minutos lo resolvía.

Volvieron a la mesa de diálogo y el síndico explicó a los comerciantes que no se había podido comunicar con el presidente municipal por lo apretado de su agenda, pactando una reunión para el día jueves, a las 11 de la mañana, en las oficinas del presidente municipal.

El día jueves se dieron cita los involucrados, a la hora pactada, sin embargo personal de la oficina de presidencia  informó a los comerciantes que la reunión se postergaba para la una de la tarde y en la cual estaría el presidente municipal, pasado el tiempo no llegó el alcalde y los comerciantes procedieron a dialogar con el síndico municipal.

Le entregaron un citatorio para cuatro trabajadores del área de servicios públicos, incluido el director, Alberto Bucio Nava, Antonia Valdez Cruz y otro inspector de mercados. Los señalados debían acudir a la fiscalía regional el día viernes, a las 11 de la mañana, únicamente acudió el director y el equipo jurídico del ayuntamiento, sin llegar a un arreglo satisfactorio para la parte afectada.

Por otra parte, el día jueves, otro grupo de comerciantes, encabezado por la señora Mary Valdez Cruz, convocaron a los medios de comunicación para llevar a cabo una rueda de prensa, inclusive el área de comunicación social del ayuntamiento realizó la invitación. El evento programado para las 6 de la tarde, en un café del centro, demoró en dar inicio, posteriormente se cambió de lugar a un estacionamiento. El motivo, los organizadores trataron de evitar que la comerciante afectada por la desaparición de su carrito de hamburguesas y un grupo de comerciantes que la acompañaban, escuchara lo que iban a decir.

Lo que era una rueda de prensa, se convirtió en un intercambio de señalamientos y descalificaciones por parte de ambos grupos. La situación se puso tensa, a tal grado que alguien solicitó la intervención de la Policía Municipal, cuyos elementos permanecieron en el lugar ante cualquier emergencia.

Finalmente, después de casi una hora, ambos grupos acordaron sostener una reunión para aclarar malos entendidos que existen en torno al comercio de temporadas que se instala en el jardín chiquito.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: