Desempleo en Zitácuaro, largas filas para conseguir trabajo

Zitácuaro. – Largas filas de personas se dejaron ver a principios de esta semana, luego del anuncio que se recibirían solicitudes para la contratación de personal en conocida tienda departamental que está construyendo una nueva sucursal en esta ciudad.

Desde temprana hora, por las calles aledañas a la mencionada tienda, cientos de personas entre jóvenes, mujeres y hasta adultos mayores, se apostaron a los alrededores para tratar de conseguir un empleo; con documentos en mano la fila se iba haciendo más grande conforme pasaban las horas, a pregunta expresa sobre que puesto anhelaban encontrar, hubo quien dijo que de lo que fuera, incluso en el área de intendencia, aunque tuvieran un título.

El anuncio de esta tienda que pronto abrirá sus puertas en la ciudad, ha generado expectativas entre la sociedad zitacuarense que busca una oportunidad de conseguir trabajo ante la crisis de desempleo que se vive en el municipio, ya que Zitácuaro no cuenta con empresas que oferten empleos a los cientos de ciudadanos que han perdido sus ocupaciones, algunos incluso dijeron, desde hace dos años o poco más.

En un momento, fue preocupante ver la cantidad de personas que estaban formadas para presentar su documentación ante los empleadores, pero más preocupante aún, fue ver a jóvenes universitarios que aseguran desde que egresaron no han podido encontrar trabajo en esta ciudad y con un sueldo digno que vaya acorde con haber terminado una carrera universitaria.

Había también personas de las comunidades cercanas a Zitácuaro, en espera de tener la suerte de ser “elegidos” para ocupar un trabajo; Gloria Chávez, quien su último trabajo fue hace más de un año en un local comercial en el centro de la ciudad, pero su fuente de empleo quedó terminada cuando su patrón tuvo que cerrar el local debido a las altas rentas y las pocas ventas.

De cargador, de intendente, de empacador… de lo ¡que sea! Decían los entrevistados, “el caso es trabajar” aseguraban los ciudadanos que sabían estaría difícil la competencia dada la cantidad de solicitantes; llamó la atención cuando alguien dijo, “no importa que el sueldo sea poco, pero que nos contraten”.

Ahí, en la fila se dio otro comentario que no estuvo de acuerdo y dijo que él lo que buscaba era un trabajo donde el sueldo le permitiera vivir al menos de manera digna y que le accediera para solventar los gastos de su familia, fueron muchas historias las que escuchamos, casi todas encaminadas a una sola cosa, conseguir empleo de manera urgente.

El autoempleo, ya tampoco es negocio, dijo Adán Cuevas, el ha intentado con varios negocios que van desde venta de ropa hasta la comida, pero no es fácil mantenerse, máximo cuando la competencia para cualquier negocio es mucha, y solo sobreviven los que están bien aclientados o los que tienen un soporte económico para aguantar; expuso.

Madres solteras, jóvenes universitarios, adultos mayores, hombres y mujeres que buscan llevar el sustento a sus hogares, dieron la muestra de la realidad que se vive en este municipio, del que aseguran las autoridades está en un excelente nivel.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *