Hay una “piscina” arriba del mural de Zitácuaro

H. Zitácuaro, Mich. – De acuerdo a especialistas, el mural del palacio municipal es una de las obras de arte más importante. La pintura es parte del patrimonio cultural de los zitacuarenses. En ella se ha plasmado la historia de Zitácuaro. Su autor es nativo de Jungapeo, Abel Medina Solís, quien además de ser estudioso de las artes, su obra maestra ha sido la realización del mural, localizada en los patios de la alcaldía.

Para la elaboración de la misma se tuvo el pensamiento del historiador zitacuarense Genaro Correa Pérez y otros reconocidos historiadores e intelectuales, así como de su asistente, Azucena Heredia.

En una visita hecha por “El Despertar” al inmueble municipal, se pudo apreciar el deterioro que padece este cuadro histórico. Además de goteras en el aplanado superior, se observan auténticos baches o desprendimiento de pintura.

Al realizar algunas tomas fotográficas por este reportero, se pudo corroborar el estado en que se encuentra la pintura, su deterioro es palpable. En la parte donde se ubica el presidente de México, de origen indígena, Benito Juárez, se pudo constatar que dicha pintura ha sufrido estragos. El traje de Benito Juárez requiere “ser llevado a la tintorería”, mientras que el llamado “León de las Montañas”, Nicolás Romero, demanda un retoque especial.

Los llamados “Chinacos de Zitácuaro” no se quedan atrás, han sufrido, en consecuencia, daño físico por el efecto de la humedad. Este medio pudo llegar a la azotea del palacio municipal, es decir al área superior donde está el mural de Zitácuaro. Para sorpresa, se pudo ver que había una “alberca” o “piscina”, misma que era la causante del encharcamiento y la filtración de las aguas.

En la azotea del mural se hallaba una lona tirada de aproximadamente 10 metros de largo, en la cual se encontraba estancada el agua. Además de unos matorrales verdes y una especie de campana o fierro viejo.

La visita al lugar fue alrededor de las 10:30 de la mañana, de la presente semana. Cabe señalar que durante la madrugada de ese día se había suscitado una inesperada lluvia, la cual se produjo de manera persistente.

De acuerdo a los datos obtenidos, es que esta pintura había sido restaurada en la administración de Campos Ponce, en el año de 2015; sin embargo, la humedad ha vuelto a dañar el óleo.

Cabe destacar que en la parte central se plasma la historia de la instalación de la Suprema Junta Nacional Americana, pasaje que representa el orgullo de zitacuarenses, sin embargo, esta pintura no ha merecido su cuidado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *