Intenta Ayuntamiento colapsar servicios básicos culpando al magisterio

Zitácuaro.- Luego de las acciones tomadas por integrantes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), y a dos semanas de haber tomado las instalaciones del ayuntamiento de esta ciudad, las autoridades culpan a los maestros de la posibilidad de suspender los servicios básicos en el municipio.

Así lo anunciaron las autoridades municipales en voz del tesorero Bernardo Razo Dorantes. Mismo que indicó, en rueda de prensa, que el ayuntamiento había dejado de percibir 9 millones de pesos en estas dos semanas y culpó de estos hechos a los maestros que mantienen bloqueadas las instalaciones de la presidencia municipal.

El funcionario detalló al menos 5 servicios que serían suspendidos por la falta de dinero, entre los servicios que mencionó el funcionario se encuentran:

■ Recolección de basura.

■ Pago de nómina a trabajadores.

■ Alumbrado público.

■ Servicio de Agua Potable.

■ Servicio de ambulancias.

El anuncio de estas acciones causó molestia entre los ciudadanos que movilizaron las redes sociales en contra de las autoridades locales. En una muestra de apoyo al magisterio, la ciudadanía calificó el asunto como una estrategia para culpar a los maestros por la decisión del ayuntamiento.

Sin embargo, las autoridades omiten que con estos hechos estarían violentando la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, ya que en su artículo 115, párrafo III, muy claramente indica que es el municipio el responsable de proporcionar estos servicios a la ciudadanía.

III. Los Municipios tendrán a su cargo las funciones y servicios públicos siguientes:

  1. a) Agua potable, drenaje, alcantarillado, tratamiento y disposición de sus aguas residuales;
  2. b) Alumbrado público.
  3. c) Limpia, recolección, traslado, tratamiento y disposición final de residuos;
  4. d) Mercados y centrales de abasto.
  5. e) Panteones.
  6. f) Rastro.
  7. g) Calles, parques y jardines y su equipamiento;
  8. h) Seguridad pública, en los términos del artículo 21 de esta Constitución, policía preventiva municipal y tránsito; e
  9. i) Los demás que las Legislaturas locales determinen según las condiciones territoriales y socioeconómicas de los Municipios, así como su capacidad administrativa y financiera.

Sin perjuicio de su competencia constitucional, en el desempeño de las funciones o la prestación de los servicios a su cargo, los municipios observarán lo dispuesto por las leyes federales y estatales.

Los Municipios, previo acuerdo entre sus ayuntamientos, podrán coordinarse y asociarse para la más eficaz prestación de los servicios públicos o el mejor ejercicio de las funciones que les correspondan. En este caso y tratándose de la asociación de municipios de dos o más Estados, deberán contar con la aprobación de las legislaturas de los Estados respectivas. Así mismo cuando a juicio del ayuntamiento respectivo sea necesario, podrán celebrar convenios con el Estado para que éste, de manera directa o a través del organismo correspondiente, se haga cargo en forma temporal de algunos de ellos, o bien se presten o ejerzan coordinadamente por el Estado y el propio municipio.

Es entonces una estrategia mal diseñada por las autoridades municipales, indican algunos conocedores en el tema. Ya que, dentro de algunos de estos servicios, son los mismos ciudadanos los que los pagan, tal es el caso de la recolección de basura, donde se aporta una cuota a las camionetas y estas no reciben dinero o subsidio para la gasolina; por el contrario, pagan una cuota por el pet que recogen y que el ayuntamiento les exige (Tema que trataremos en otra edición).

En cuanto al alumbrado público, la ciudadanía paga el famoso DAP, Derecho al Alumbrado Público; por lo tanto, también es una obligación del municipio proporcionar este servicio.

Pero llama la atención que las autoridades aseguran dejaron de percibir en dos semanas 9 millones de pesos para el pago de servicios, en los que se incluye la gasolina para patrullas y ambulancias para “traslados médicos”.

Cabe destacar que el municipio recibe un subsidio por parte del Programa de Fortalecimiento para la Seguridad (FORTASEG). El Subsidio para la Seguridad en los Municipios (SUBSEMUN), se reestructuró y a partir del ejercicio 2016 se convierte en el Subsidio para el Fortalecimiento del desempeño en materia de Seguridad Pública (FORTASEG).

El FORTASEG es un subsidio que se otorga a los municipios y, en su caso, a los estados cuando éstos ejercen la función de seguridad pública en lugar de los primeros o coordinados con ellos, para el Fortalecimiento de los temas de Seguridad.

Con este subsidio se cubren diversos aspectos, como es el combustible para los elementos operativos; los recursos destinados también van encaminados  a la homologación policial y a la mejora de condiciones laborales de los policías, su equipamiento, la construcción de infraestructura, prevención del delito y la conformación de bases de datos de seguridad pública y centros telefónicos de atención de llamadas de emergencia y en general apoyar la profesionalización, certificación y equipamiento de los elementos de las instituciones de seguridad pública.

En esencia, la diferencia principal con el SUBSEMUN, es que el FORTASEG se basa en el desarrollo de las personas. Fortalecimiento tecnológico, de equipo e infraestructura de las instituciones de seguridad pública, a la prevención social de la violencia y la delincuencia, así como a la capacitación, entre otras, en materia de derechos humanos e igualdad de género.

En cuanto al pago de la nómina de los trabajadores tampoco la puede suspender, ya que es el ayuntamiento el patrón directo y de hacerlo estaría violentando la ley del trabajo, que el capítulo VII habla de las normas protectoras y privilegios del salario, y a la letra dicen:

Artículo 98.- Los trabajadores dispondrán libremente de sus salarios. Cualquier disposición o medida que desvirtúe este derecho será nula.

Artículo 99.- El derecho a percibir el salario es irrenunciable. Lo es igualmente el derecho a percibir los salarios devengados.

Es entonces una falacia lo que el ayuntamiento dice, por lo que de seguir adelante pudieran darse algunas denuncias en contra de las autoridades municipales que intentan culpar al magisterio de las acciones que prevén tomar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *