Pandemia causó estragos en la educación 

-Hay un rezago importante.

Por: Gabriel Gómez Rodríguez

H. Zitácuaro, Mich. – María Corona Reyna, directora de la escuela primaria Leona Vicario, turno matutino, en entrevista para El Despertar, manifestó que definitivamente se siguen notando los estragos que causó la pandemia. El rezago educativo es muy notorio y solo fue una minoría la que tuvo acceso a la comunicación virtual.

Significaron momentos complicados, ya que algunos padres de familia perdieron sus empleos y obviamente no tenían para la compra de un dispositivo electrónico para que sus hijos se comunicaran.

El personal docente tampoco estaba preparado para esta situación, no se sabía cómo actuar y cómo dar clases, parallevar una buena comunicación. Sin embargo, se tuvieron que buscar estrategias que funcionaran, de la manera que fuera.

“Con el retorno presencial, ahora, obviamente nos damos cuenta que los resultados son muy desfavorables”. El apoyo de los padres de familia, definitivamente es muy necesario.Las tres esferas del conocimiento no se deben de perder, padre de familia, alumno y maestro.

Si una de esas tres figuras no participa, el proceso de enseñanza-aprendizaje no se da en el alumno, consideró Corona Reyna.

“Entonces en este momento, nosotros como docentes tenemos que ejercer un compromiso muy grande, porque tenemos que sacar a flote nuestra ética, nuestra vocación y darnos la oportunidad de que nuestros niños nos tengan más cercanos a ellos”.

Expuso que hoy en día el tiempo se debe optimizar, maximizar y que justamente este rezago empiece a ser menos notorio.

Desde su perspectiva apuntó que van a pasar años para que este rezago deje de ejercer los estragos que se hicieron en estas generaciones. Alumnos y padres se van a tener que esforzar, al igual que los maestros, no bajar la guardia ni confiarse en ningún sentido, indicó.

Exhortó a los padres de familia que tienen una formación profesional para apoyar a sus niños, adolescentes y jóvenes.No solo basta llevarlos a la escuela, verificar que realicen todas sus actividades y tareas, para que juntamente salir adelante, porque la niñez es el futuro de México.

El proceso de lecto-escritura debe ser perfeccionado, la aplicación de las matemáticas y sus operaciones, así como la resolución de problemas y activar el pensamiento lógico-matemático.

Precisó que en los niños se afectó su parte motriz, los menores estuvieron muy sedentarios. Entonces, cuando se hacen los honores a la bandera y se ensayan con las escoltas,a los niños les está faltando, por esa inactividad.

El encierro que sufrieron fue muy grande y es necesario incentivar todas las actividades para sacarlos adelante. Pero si el niño no lee y no comprende, no puede rendir; por ejemplo, en un problema debe haber un razonamiento. Hay niños que están en cuarto, pero pareciera que están en segundo grado.

“Entonces, estamos atendiendo esas necesidades, es nuestro compromiso como docentes y en mi caso, como autoridad, ser lo suficientemente flexible para que mis maestras tengan unas planeaciones adecuadas a las situaciones que tienen en su grupo, de acuerdo al diagnóstico que ellas aplicaron”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: