Podrida Fiscalía de Zitácuaro

Zitácuaro. – Una más de la Fiscalía sale a la luz, luego de que el abogado Joel Vera Terrazas exhibiera pruebas de como los encargados de dirigir esta dependencia han manipulado los expedientes de investigación a su antojo, para poder proteger y auto resguardarse de las denuncias penales que existen en su contra. Ahora les comprueban que extraen documentos para que las investigaciones sigan otros cursos.

Desde hace meses el abogado ha dicho y denunciado la podredumbre que existe al interior de la Fiscalía Regional de Justicia, corrompida desde las entrañas gracias a la labor que realizan los encargados de los despachos dirigidos por un jefe, que es el que mueve los hilos para decidir quién es culpable y quien inocente.

El jurista una vez más demostró que su dicho es fundado y motivado, con pruebas Vera Terrazas denunció como la Fiscalía pretende desviar las investigaciones de los cuatro linchados de Crescencio Morales, donde el Fiscal Regional, la Directora de Carpetas de Investigación, el Agente del Ministerio Público, el jefe de la Policía Ministerial y un supuesto abogado particular, se ven involucrados en una confabulación para proteger a los verdaderos responsables del homicidio múltiple.

Hace poco más de un mes se dieron a conocer una serie de audios donde se involucra de manera directa a los antes mencionados. Estas grabaciones evidencian la corrupción que prevalece en la Fiscalía y la manera en la que los funcionarios despojaron a una familia de 350 mil pesos. También se demostró la forma en que fabrican culpables. En lugar de investigar los hechos, la Fiscalía General de Michoacán ha protegido a los ahora denunciados y obstaculiza para que la verdad no se dé a conocer a los ciudadanos y familiares de las víctimas.

Derivado de esos audios, fue que se presentó la denuncia penal en contra de los funcionarios. Por ello, Vera Terrazas solicitó a la Dirección General de Asuntos Internos del Estado de Michoacán que se realizara una investigación a estos servidores públicos, entre otros aspectos que no se dieron a conocer durante la indagación que se sigue de los hechos del linchamiento.

A principios de esta semana el abogado acudió a la capital michoacana para verificar algunos datos de la carpeta de investigación que se había enviado a la Dirección de Asuntos Internos. Al revisar el expediente, el abogado se dio cuenta que faltaba un documento importante y que es pieza clave para recabar algunos elementos de prueba.

Es decir, el documento fue sacado de manera premeditada desde el interior de la Fiscalía de Zitácuaro, “con la intención de que las investigaciones solicitadas a Asuntos Internos tomen otro rumbo y tratar de esconder lo que ya es del dominio público, pero que se tiene que dejar asentado”, señaló el abogado.

Agregó que no puede haber ningún error al respecto, ya que el documento se entregó desde el pasado 28 de agosto de este año, pero de manera extraña desapareció del expediente y no estaba integrado, a pesar de que trae un sello y hora de entrega. Por ello fue necesario entregarlo de nueva cuenta, donde también se dio acuse de recibo.

Para Vera Terrazas esta acción es una manera clara de lo que intentan hacer, sólo espera que Asuntos Internos en la capital Michoacán haga de verdad su trabajo y no proteja a nadie, ya que esta dependencia también pertenece a la Fiscalía General del Estado

 Ahora Joel Vera Terrazas invita a los abogados o ciudadanos que tengan asuntos en la Dirección General de Asuntos Internos a que vayan a verificarlos, ya que les podrían estar haciendo una jugarreta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *