Zitácuaro

Se debe esperar el peritaje en el accidente de Angangueo

Zitácuaro.- El terrible accidente que se suscitó en la carretera Angangueo-San José del Rincón, ha conmocionado a la ciudadanía. Sin embargo, aseguran los expertos que, antes de determinar si realmente el camión se quedó sin frenos, se debe esperar a que haya un dictamen técnico.

A bordo de la unidad viajaban 45 personas, de las cuales diez perdieron la vida por lo aparatoso del accidente. La primera versión que se manejó, es que el camión perdió los frenos cuando venía de regreso, en la bajada que está para llegar al  municipio de Angangueo, en el lugar conocido como Catingón.

Ahora una nueva versión de los hechos ha comenzado a salir a la luz pública, luego de que varios de los lesionados están pensando en actuar de manera legal para recibir la indemnización correspondiente y una reparación integral, que realmente los beneficie con los gastos que están por venir.

De acuerdo con algunas versiones, se establece que el camión de modelo atrasado, propiedad del ayuntamiento de Aporo, no recibía el mantenimiento correspondiente, por lo que pudo ser la causa principal de lo sucedido, donde 10 personas perdieron la vida y otras más quedaron lesionadas.

Las autoridades han declarado que se harán cargo de los gastos funerarios y médicos que se generen durante el duelo, pero para los especialistas esto va más allá de un simple apoyo. Aseguran que el ayuntamiento es el responsable directo de los hechos, ya que además el automotor no contaba con un seguro que respondiera por los actos suscitados éste jueves.

Será en los próximos días que se sepa sí tras recuperarse de las lesiones y llevar el duelo por la pérdida de sus deudos, los heridos decidan presentar de manera legal algún acto en contra del ayuntamiento de Aporo.

Algunos especialistas aseguran que no se debe dar por hecho que el camión se quedó sin frenos, y de ser así hay que determinar las causas, por ello insisten que se tiene que esperar a que haya un dictamen técnico por parte de peritos especialistas, para establecer los principios y se haga justicia ante éste lamentable hecho.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *