Zitácuaro

Se utiliza la violencia y desaparición de personas para acallar voces

Zitácuaro, Mich.- Para Juan Carlos Rodríguez Marmolejo, dirigente del Original Frente Cívico, no existe la libertad de expresión, porque se utiliza la represión y amenazas por el solo hecho de hablar, denunciar o expresar una manera distinta de pensar. Inclusive se utiliza a las mismas instituciones procuradoras de justicia para acallar voces. La desaparición de periodistas es una prueba contundente, añadió.

Rodríguez Marmolejo, quien fue encarcelado en la década de los noventas, en el periodo de Aldo Emilio Tello Carrillo como presidente municipal, expuso que la situación no ha cambiado a la fecha y desde hace algún tiempo ha sido objeto de bloqueo laboral y amenazas hacia su persona, porque no tiene cabida en el “sistema” su manera de pensar y de respaldar abiertamente la figura política de López Obrador.

“Tengo 66 años y me tocó vivir el primer fraude masivo y descarado, en el 88 con Cuauhtémoc Cárdenas, acallaron todas las voces, no se permitió el libre pensamiento de la ciudadanía. Hemos estado marginados por el sistema, porque un país para que avance debe haber libertad de expresión y alternancia en el poder”, explicó.

Recientemente se tuvo el asesinato del periodista Juan Carlos Huerta y muchos más que han ocurrido en los años recientes, como el del michoacano Salvador Adame y pidió a quienes están en el poder que no tengan miedo, “que no mientan tanto y se pongan a trabajar, porque por más dinero que gasten en publicidad y regalos no se arregla la pobreza. Por ello hago un llamado para que se toquen el corazón y ya impidan la miseria que la mayoría del pueblo de México padece”.

Recordó Rodríguez cuando fue encarcelado por denunciar las irregularidades de la administración de Aldo Tello Carrillo, incluso lo querían procesar, siendo el licenciado Aaron Trejo Miralrío uno de los artífices. Al quedar en libertad salió a la plaza pública para pedir juicio político en contra del entonces alcalde.

Denunció que las manecillas del reloj no han cambiado y ahora de nueva cuenta lo intentaron detener, bajo las órdenes de una persona de apellido Camporredondo. Por ello Rodríguez Marmolejo exigió a las autoridades de gobierno respeto hacia su lugar de trabajo, así como a la libertad de expresión.

Insistió Rodríguez que “el sistema siempre se ha mantenido solamente a base de acallar las voces, casos hay infinidad. Hoy me enteré que fueron a rendirle honores a Manuel Buendía, ahí estuvo incluso el gobernador, acto en el que se invitó a ejercer la libertad de expresión a quienes nos gusta el periodismo, yo soy teórico, me gusta el periodismo y me gusta narrar las cosas tal cual las veo, sin medir consecuencias, quizás es un error, pero para mí es un compromiso moral con mis compañeros que perdieron la vida en el 68”.

Explicó que 6 de sus contemporáneos fueron asesinatos, motivo por el cual ha estado luchando y denunciando. Por ello insistió y pidió al gobernador Silvano Aureoles que cese el hostigamiento contra su persona. “No puedo vivir así, con tanto acoso, con tanta presión. Soy una persona de la tercera edad y solicito se me deje vivir en completa libertad. Que me escuchen quienes me quieran escuchar, no va a pasar nada por expresar mi pensamiento”.

Al concluir destacó que “el festejo de la libertad de expresión en Zitácuaro es solamente una “pasarela”, porque hubo de todos los colores y todo perfecto, pero ahorita en elecciones hay un derroche abundante de dinero, en jóvenes que les pagan una miseria por ayudar en las campañas”, puntualizó Rodríguez.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *