Continúan detenciones arbitrarias de la Policía Michoacán

Ilegales las revisiones a los limpiaparabrisas, violentan sus derechos humanos

Zitácuaro, Mich., a 09 de mayo del 2017.- Ante la Visitaduría Regional de la Comisión Estatal de los Derechos Humanos continúan acudiendo personas que han sido víctimas de detenciones arbitrarias por parte de elementos de la policía Michoacán. El último caso denunciado ante la dependencia, fue el de tres mecánicos del estado de México que fueron detenidos sin motivo alguno; sin embargo, para poder salir debieron pagar una multa por “alterar el orden público”.

Ante la CEDH se presentaron tres quejas por parte de ciudadanos que fueron detenidos por elementos de la policía Michoacán, el día sábado 19 de abril, aproximadamente a las 9: 30 de la noche. Los tres ciudadanos, provenientes del Estado de México, de oficio mecánicos, viajaban a bordo de un Nissan Tsuru, modelo 97, el cual portaba un permiso vigente para poder circular sin placas. Cuando transitaban por la carretera Morelia-Zitácuaro, poco después de pasar el “puente de fierro”, fueron alcanzados por una patrulla de la policía municipal, quienes les cerraron el paso con la patrulla, obligándolos a que se orillaran.

En su queja, los afectados narraron que con malos tratos los obligaron a bajarse del vehículo para realizarles una revisión corporal y checaron el status del vehículo, sin encontrarles nada ilícito, pero los llevaron detenidos al área de barandilla y el vehículo llevado por una grúa al corralón municipal.

Manifestaron que estando en el área de barandilla, no los dejaron realizar la llamada a la que por ley tienen derecho, tampoco les dijeron bajo que cargos los habían detenido. Para salir, tuvieron que pagar una multa. “Por lo cual se considera que se trata de una detención arbitraria y un abuso de autoridad por parte de los elementos”, señaló Octavio Peñaloza Chávez, visitador auxiliar de la Comisión Estatal de los Derechos Humanos.

Ahora la queja será notificada al comandante de Seguridad Pública, Cesar Iván Marín Jaimes, para que en un término de 10 días rinda un informe en relación a los hechos.

El Visitador Auxiliar de la Comisión Estatal de los Derechos Humanos declaró que Zitácuaro no es el único municipio donde está ocurriendo esto. También en Morelia, el pasado fin de semana, se registraron más de 100 detenciones de jóvenes por su apariencia física o por tener alguna adicción, en total se levantaron 114 quejas por detenciones arbitrarias, inclusive de menores de edad.

Peñaloza Chávez hizo el llamado para que las autoridades se sujeten a la ley, que apliquen el estado de derecho. “Es decir, si cometen una falta administrativa que se trasladen a la barandilla o si se comete algún delito que se pongan a disposición de la fiscalía regional, que las detenciones se realicen únicamente cuando la persona cometa una conducta ilícita”.

Revisiones ilegales a limpiaparabrisas

El visitador auxiliar también se refirió a las revisiones que en los últimos días se han vuelto recurrentes, por parte de elementos de la policía municipal a los jóvenes que trabajan como limpiaparabrisas en los semáforos. “Habría una violación a los derechos humanos, si la revisión no está dentro de una carpeta de investigación” declaró.

Destacó que el código nacional de procedimientos penales faculta a los policías a revisar corporalmente a las personas, siempre y cuando se actué dentro de un proceso de investigación o de lo contrario, al menos que allá la flagrancia de un delito o el supuesto de cuasiflagrancia; es decir, que haya un señalamiento de un ciudadano, de que esa persona cometió un delito o bien que se encuentre a la persona en posesión de algo ilícito”.

Se considera que sí hay una violación a los derechos humanos; pero nosotros, como organismo, necesitamos que se presenten las quejas por parte de los afectados. En este caso no se ha tomado de oficio, porque tampoco hay una nota periodística al respecto. Es por eso que hacemos el llamado a aquellas personas que fueron revisadas de manera ilegal a que presenten sus quejas”, concluyó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *