Padres de familia cierran la secundaria tres

-El pasado martes, profesores suspendieron clases, lo cual detonó la toma.

Zitácuaro, Mich. El pasado martes debió reiniciar el ciclo escolar en la Escuela Secundaria Federal Rafael Ramírez Castañeda, no obstante los profesores suspendieron las clases, retirando a los alumnos de la institución. Esta situación detonó que los padres de familia determinaran tomar el plantel y solicitar la destitución del director, como condición para reabrir el plantel y permitir el reinicio de labores educativas.

Los inconformes demandan la destitución del director y de los profesores que, antes del período vacacional, agredieron a una de sus compañeras. Los padres de familia se molestaron porque los representantes de la Secretaría de Educación en el Estado, que se iban a presentar a solucionar la problemática de la escuela, no acudieron a la cita programada para ese día, 5 de abril.

Sólo se presentaron líderes sindicales que hicieron una reunión con los profesores, a puerta cerrada; lo cual también irritó a los padres de familia, contribuyendo a la suspensión de las clases, por ello decidieron tomar la escuela hasta que se atienda su exigencia, afirmó el abogado Jorge Alonso Cambrón Pedraza, representante legal de los padres de familia.

El día miércoles asistió una comisión de la SEE  a la Escuela Secundaria número tres, platicaron con los padres de familia, les pidieron que permitieran la entrada de los maestros a laborar y que la investigación se realizará sin perjudicar las clases; propuesta que los padres de familia rechazaron y más creció su molestia al saber que un día antes fueron engañados por los miembros del sindicato, ya que la comisión de la SEE dijo desconocer de la problemática y que nadie se había comunicado con ellos.

Esta escuela arrastra problemas desde el año pasado, cuando la sociedad de padres de familia exigió cuentas al director Nicolás Arreola García, quien es acusado de depositar en su cuenta personal los recursos del plantel.

Posteriormente le reclamaron la falta de disciplina de los alumnos, quienes pelean, toman y fuman al interior de la institución, sin que se les pusiera un alto. Asimismo, el hecho de que los maestros no dieran clases, a pesar de que asistían al plantel.

Esto último fue motivo de una reunión con la sociedad de padres de familia, en la que el director se comprometió a dar solución, lo que no hizo. Posteriormente problemas entre profesores motivaron que algunos de ellos, afines a Nicolás Arreola García, golpearan a una compañera maestra.

Luego de ello, el director suspendió las clases toda la semana previa a las vacaciones. Es por ello que los padres de familia exigen la salida de Arreola García y los profesores golpeadores, a fin de que la nueva directiva solucione los problemas y reorganice la institución.

La escuela se encuentra tomada por los padres de familia desde el día martes, quienes permanecen las 24 horas del día a la expectativa. Durante la semana se han llevado a cabo una serie de reuniones sin que se defina nada. El día viernes (ayer), se trasladaron a la Ciudad de México, para directamente acudir a las instancias correspondientes de las Escuelas Secundarias federales en el país, mientras otra comisión de padres acudió a la ciudad de Morelia. En diversas ocasiones han expresado que no cesaran hasta que el director sea removido del cargo.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *