Política en lo oscurito

Política en lo oscurito

Somos de Seguridad Nacional
Andábamos cortando rábanos, en esas estábamos cuando nos llegó el frío, y era el frío de tu ausencia… ja, sí ya sé, que me puse melodramático, y es que las cosas de la vida pasan por algo y ese algo es un fin superior. En esas estaba Don Cedano, toda circunspección, repantigado en su enorme poltrona, un libro llamado Anecdotario en la mano y un té en la otra, con la mirada fija en el horizonte que se dibujaba cual crepúsculo arrebolado en lontananza, los pajaritos piaban felices de tanta tranquilidad, la vida fluía alegremente, y Don Cedano decía: “¡Qué vida y que se acabe!” “Gracias a estos días y a los días de quincena, los hombres están completos”.
“¡Vaya reflexiones sesudas Don Cedano!”, lo deberían de proponer para el salón de la fama, hacerle una estatua de cera y ponerla al lado de Walt Whitman… no sé si Walt tenga su estatua, pero allí me deberían de poner, así de importante soy en el ideario filosófico actual, ¿Qué… Peco de soberbia?
¡Pos claro!, ustedes no me echan porras, ¡Ya sé que no aplauden, pero al menos deberían de permitirme estos deslices personales! No cómo los deslices del preciso, o sea San Péjele, que se deshace en vituperios, descalificaciones y juzga el actuar de los periodistas, solo porqué no están alineados a su “movimiento”.
¿Quién le diría al presidente que todos deben de estar conformes con su movimiento?, ¿Quién asesora al presidente para decirle que juzgue a las personas por no estar de acuerdo con él? ¿Acaso su idea es la única salvadora y que está conforme al ideario del pueblo bueno y sabio?
¡Qué falta de dirección la suya! Parece que estamos regresando al califato del Prit, cuando el presidente era el “todas mías”, algo que creíamos extinto. Esperemos que en 2024 se extinga y venga otra idea, mejor que la del Prit, mejor que la del Bolillo y mejor que la de La Prieta.
Decía el presidente con toda la ponzoña encendida que: “Proceso y Carmen Aristegui nunca han estado a favor de nuestro movimiento, que ellos dicen que, porque son independientes, y yo sostengo que sí son independientes, pero independientes del pueblo, que nunca se han involucrado, nunca han hecho un periodismo en favor del pueblo… Carmen Aristegui escribe en Reforma y pertenece, pues, al grupo que apoya al bloque conservador”.
Y vamos a duro y dale, con sus bloques, como toda democracia, debe tener la inteligencia para saber moderar entre todas las formas de pensamiento.
Sabemos que dentro de su gabinete ha desplazado a muchos por no alinearse. Podría ser hasta cierto modo válido, que cumplas las reglas, pero estas parecen más reglas personales que de modelo de país, parecen ser únicamente sus reglas, en las que todos deberíamos estar de acuerdo, pero es solo su idea, ¿Estamos de acuerdo todos? Evidentemente no, su idea es una de millones de ideas que se tienen, y todas pueden tener sus áreas de oportunidad, pero eso de que el cuatroté sea la idea salvadora del pueblo, no lo es, ni siquiera sus tres proyectos emblemáticos son los salvadores del pueblo, parecen más caprichos personales que proyectos de alta envergadura.
¿Van a servir?, desde luego, cualquier avance en infraestructura es importante, pero lo más importante es que busque puentes de unión de ideales, y no la desunión, ni la descalificación. El hecho de blindar la información de las obras que están en proceso solo deja entrever algo turbio, eso lo sabemos los que trabajamos en ello, ¿Por qué los hace de Seguridad Nacional?, ¿Acaso ya ve su fracaso? Y quiere blindarlas contra todo y contra todos, sabemos perfectamente que el país, así como está, vivirá tranquilo los tres años que restan del sexenio sin la existencia de esas mega obras, pero como son emblema y ya se dio cuenta de que no las va a poder inaugurar, ni con brochazo, ni con pancartas cubriendo las terracerías en proceso, pues quiere que se protejan para que hagan los que vienen, lo que él hizo, darles borrón y cuenta nueva.
El aeropuerto Felipe Ángeles podrá seguir funcionando para que el ejército haga sus prácticas, o para vuelos de exhibición, se ve difícil la conclusión de las obras, a pesar del optimismo presidencial, la realidad es otra. Alguien debería de decirle que no podrá terminar ninguna de las obras, que se complicarán las cosas, como ya se les están complicando. Ya ven mamá cuervo, en cuanto juzgan la chocolatera, de inmediato replica. Para los comunicadores les es extraño la forma en que crece el negocio, sabemos que es bajo el amparo del poder, de otra manera no se entendería.
Muchos mexicanos tenemos miles de trabas para poder poner un pequeño negocio, a los quince días ya tienes cientos de inspectores, sindicatos, al Seguro Social, Hacienda, Comercios, y demás lastres y la mayoría no tuvieron una madre que les heredera un patrimonio como el preciso aduce.
Bueno, decíamos que blinda sus obras enormes, porqué ya le dijeron que por más discursos positivos que dé, no se terminarán. La única que ve regularmente cercana sería el propio aeropuerto, por la magnitud y la cercanía a todos los recursos podría considerarse terminada en este sexenio. Lo que no se podrá terminar será toda la red de comunicación que requiere: accesos, estacionamientos, carreteras, servicios adicionales. No se diga en las demás, en la refinería, todo el bagaje documental que la burocracia exige los va a atorar, el suministro de equipos que son de importación se les va a alargar, si en obras pequeñas, por ejemplo, los elevadores que vienen de Europa tardaron más de 18 semanas en llegar, aquí tenemos instrumental y equipo especializado que generalmente se fabrica una vez hecho el pedido.
En el tren maya, toda la infraestructura podría estar concluida este sexenio, más no la llegada de los trenes, de los equipos de control, que tardan mucho tiempo en fabricación y en pruebas.
Esperemos que ahora sí los pobres de las zonas donde pase el tren puedan pedir limosna en cada estación, y así podamos presumir que se combate la pobreza ¿Qué… esa no es la idea? ¡Don Cedano, usted está miando fuera de la bacinica!, ja, perdón, sicierto, ojalá y Don Cedano se equivoque y que todas las obras terminen al cien por ciento y que las inaugure el prejidente y que las vea funcionar, lo digo por el bien de Aristegui, ya ven que no está de acuerdo en su movimiento, ja, y lo digo por los mexicanos que no pertenecen al pueblo bueno y sabio…
¿Por qué lo digo? Si no las termina, va a justificar su extensión de mandato porqué su proyecto cuatroté no se hace en seis años, después de 80 de robadera, querrá extenderlo otros 74, ja, ja, igualito que el Prit, para variar. Bueno, esperemos que no, son solo elucubraciones, pero de que no termina las obras, no las termina, por ello deben ser declaradas de Seguridad Nacional, para quitarle intenciones a sus detractores, así como Bedolla quiere hacerlo en nuestro estado, ya ven que señaló que había un defalco de más de 5 mil millones en los cuarteles ejecutados durante el sexenio de Silvano, pero no se ven denuncias, ni datos concretos, como que también alguien le habla solo de datos gruesos, le da “otros datos”.
Considera Don Cedano que tome el toro por los cuernos y no invente cuentos que al rato sirven para justificar endilgarnos un nuevo impuesto, como ese del emplacamiento, que según señala es por seguridad, y para renovar el padrón, bien podría hacerlo, si es que es por seguridad, llamando a toda la ciudadanía a pasar por sus nuevas placas que ahora no hay, y que sin costo las cambie, a cambio (sic) de que deje sus nuevecitos datos, y que gracias a esa “gratuidad”, podrá ahora sí empezar a investigar a aquellos que no porten las nuevas placas que salieron gratis por la pura seguridad, y no para sustituir a una tenencia que les daba lana fresquecita, que de paso debería servir para hacer obra, no para darse lujos, que se ve no se han perdido, vemos al gobernador estrenando camionetotas.
Don Cedano no está en contra de esto, está en contra de la incongruencia, que aquello que se habla, debe ser sostenido y cumplido.
Así que michoacanos, este gobierno no se ve diferente al anterior, junten sus centavos, y en enero apoquinen, ya ven que los autos nunca serán de nosotros si estamos dentro de un sistema como el que vivimos, ya ni las carreteras nos quieren dejar para ejercer nuestro derecho al libre tránsito, San Péjele no ha liberado ninguna de las de paga, que son para fifis, las debería hacer para chairos, así se convierten miles en chairos de un solo golpe, ya hasta la que llegará al Felipe Ángeles será de cuota, un golpe más al pueblo fifi, porqué pretende que el pueblo bueno y sabio solo venda chicharrones afuera, y no viaje, las fritangas fuera de las obras faraónicas son de Seguridad Nacional, las crea el pueblo bueno y sabio. Mugres fifis, que no nos quieren.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *