SINOPSIS POLITICA

                                                                                  SINOPSIS POLITICA

                                                                      Por: J. Salatiel Arroyo Zamora

                                                                    AMLO y SILVANO PERDEDORES

                                                           -Gana Zitácuaro, Michoacán y México.

 Tres millones y medio de votantes que habían entregado su confianza a Morena en 2018 rectificaron o se arrepintieron y ya no sufragaron por el partido guinda, lo que se interpreta como una muestra de desaprobación al gobierno de López Obrador. Esto sucedió particularmente en la CDMX (bastión de Morena) y Estado de México. En Michoacán, el gobierno de Silvano Aureoles Conejo también fue reprobado y los electores le cobraron las fracturas en las urnas, cansados de tantos agravios, frivolidades, desatenciones, corrupciones, principalmente por parte de funcionarios de la Fiscalía General del Estado, Secretaría de Seguridad Pública y de la Secretaría de Salud.

 Pero los ciudadanos ganaron, primero venciendo al abstencionismo, logrando una participación cívica superior al 52 % del padrón electoral. Segundo, emitiendo un voto reflexivo, analítico y selectivo, desechando en ciertos casos a las lacras que se infiltraron en las organizaciones políticas, donde los dueños o caiques de los partidos los convirtieron en candidatos. No obstante, tratarse de desleales que habían traicionado a sus partidos de origen, intentando satisfacer sus insaciables ambiciones de poder o en busca de impunidad a sus fechorías. Este fue el más grande logro, el predominio de la sabiduría popular, sobre las filias y fobias; el razonamiento, sobre el revanchismo.

 Zitácuaro es un ejemplo claro de ese sufragio selectivo, dos candidatos de Morena y PT, con vínculos extraños y conductas indebidas fueron rechazados de manera categórica por la misma militancia partidista, que sí apoyó al abanderado a la gubernatura y la reelección de la diputada federal. A eso le llamo triunfo.

 Aunque la victoria no fue completa, pues como vecino de este municipio me hubiese gustado tener un gobernador nativo de esta tierra, saber con exactitud quien es, donde vive…pero si además de conocerlo tuviera apego por su terruño e intentara transformarlo, estaría ideal hacer a un lado el “malinchismo” de la vecindad. Pero ni modo, fue voluntad mayoritaria de sus paisanos que Carlos Herrera no se convirtiera en el segundo gobernador nativo de Zitácuaro. Y aquí sí, creo que los más grandes perdedores fuimos nosotros, los zitacuarenses.

 Ya ni en el futbol se es tan desconsiderado con los coterráneos. En los torneos se defiende la camiseta de los equipos de los vecinos o las selecciones del pueblo, pero en política le dimos la espalda a un paisano, votando muchos por alguien a quien ni siquiera conocen y jamás habían tratado. Pero así es la política y los riesgos de la democracia.

                   SÍ OPERARON ELECTORALMENTE GRUPOS DE PODER “FÁCTICO” EN MICHOACÁN

 Gracias a la indiferencia del presidente de la república y del ejercito mexicano para resolver el problema del crimen organizado y su injerencia en la vida pública de la nación, grupos armados operaron a “sus anchas” para imponer candidatos e influyeron determinantemente en los resultados electorales, designando ellos mismos a un importante número de futuros representantes populares, y los que no fueron impuestos por ellos, de todos modos, serán sometidos y puestos a su servicio. Pues la apatía del gobierno federal seguirá.

 Es innegable que más de una tercera parte del país está en manos del crimen organizado, quiénes deciden sobre la vida, las libertades y el patrimonio de los pobladores de los territorios que dominan, con mayor razón en Michoacán, dónde la lucha por la hegemonía es encarnizada. Por ello se alertó que en este estado no existían las condiciones para llevar a cabo la jornada electoral del pasado 6 de junio, dicho incluso por un Senador de Morena y candidato a la gubernatura de Fuerza por México.

 La indolencia del presidente de la república para resolver un problema de su incumbencia, tal vez el más grave en el país, vulneró las garantías de la población. Pero él, el mandatario nacional, con ese cinismo e irresponsabilidad que le caracteriza, manifiesta su congratulación porque el crimen organizado se portó bien durante la jornada electoral, cuando se tienen evidencias que abiertamente grupos armados operaron a favor de su partido. Declaración que representa un insulto para los deudos de los aspirantes y candidatos asesinados y desaparecidos, como es el caso del abanderado del PVEM a la presidencia de Uruapan, Michoacán, que fue levantado y a la fecha continúa en calidad de desaparecido.

 Además, el presidente despliega cortinas de humo, tratando de hacerse el gracioso utiliza su espacio en la “mañanera” para “pedir permiso a Anaya de tomarse una caguama”. Él con sus ridiculeces, mientras el país se destroza y su partido se convierte en una copia mal hecha de lo que tanto ha criticado.

                                                 SE LES PASÓ LA MANO A LOS DE MORENA

 “Se les pasó la mano” a los de Morena y deberán pagar las consecuencias de sus excesos. Resulta poco probable que el Equipo por Michoacán (PRI, PAN y PRD) haya conquistado 15 de 24 diputaciones locales, ocho de 12 federales y perdido la gubernatura del estado, con un candidato muy superior al de Morena, en todos sentidos, y con una campaña mejor organizada, más vistosa y atractiva. También resulta extraño que el número de votos nulos (alrededor de 55 mil), sea superior a la diferencia obtenida entre los candidatos, que es de 40 mil.

  Las anomalías fueron muchas, boletas marcadas a favor de Morena antes de abrir los paquetes electorales en municipios de tierra caliente, casillas donde todos los demás partidos obtuvieron cero votos y Morena el 90 y hasta el 100 % de la votación, ahí -aparentemente- ni siquiera los representantes de los partidos opositores votaron. Se reportaron así mismo casillas donde hubo más votos que los empadronados, se ejerció violencia e intimidación a candidatos y electores.

Todo esto debe transparentarse, para dar certeza a los resultados electorales y legitimar la victoria de quien en realidad haya conquistado la mayoría de la confianza de los electores.

Carlos Herrera resultó magnifico candidato y su equipo realizó en el estado una campaña impecable, inteligente y de éxito, pero se luchó contra la imagen desgastada del gobierno del estado, al que la población le brindó su voto de rechazo, motivado por el coraje en contra del gobernador, pero principalmente por los daños causados por funcionarios de la SSP y FGE.

 La gente votó en contra de las extorsiones y maltratos que reciben cuando acuden a las oficinas de la FGE o cuando tienen la desdicha de caer en las manos de elementos de la Policía Michoacán, en contra de los chilangos y tolucos que heredó Alfredo Castillo Cervantes al mandatario del estado y que tanto daño han causado a la ciudadanía, pues vinieron exclusivamente a saquear el patrimonio de los michoacanos, y no nada más el público. Además de prostituir la justicia, “cobrando” por toda atención que la ley establece como gratuita, se dedicaron a la extorsión de todo tipo de establecimiento mercantil, a la distribución de drogas, hasta lucrar con el dolor de las víctimas, pues establecieron negocios con empresas funerarias.

Afirmaba Ricardo Flores Magón que, de todos los animales, el más estúpido es el humano, porque al menos los otros animales no eligen al carnicero que ha de degollarlos. Y nosotros hasta nos matamos defendiendo a quien ha de pasarnos a cuchillo… ¡Así somos de estúpidos! Y recordé que en el estado de Guerrero Morena arrasó en la jornada electoral del domingo, mientras en la sierra de Coyuca de Catalán mujeres, niños y ancianas de tres comunidades, llevaban más de tres días refugiadas en una clínica rural, sin comer y sin dormir, mientras los varones les defendían desde los cerros para impedir la incursión de grupos armados.

 Las mujeres desesperadas a través de las redes sociales imploraban auxilio del gobierno federal y del estado de Guerrero, que fueran a recatarlos, pues ya no tenían comida y los pistoleros estaban cerca de ellos. En las grabaciones se escuchan las detonaciones de las armas, mezcladas con el llanto de niños y las voces desesperadas que rogaban por sus vidas. Pasaron cuatro días para que el gobierno del estado reaccionara, mientras que el gobierno federal, al que compete combatir el flagelo del crimen organizado, ignoró el lamentable suceso, mientras operaba “la caja china”, crenado un desastre minero, para distraer la atención del drama que se vive en el estado de Guerrero y en todo el país con el fortalecimiento y expansión de los grupos del crimen organizado.

 Aunque, también es cierto que la sociedad difícilmente se interesa por conocer la verdad, más cuando esta resulta incomoda, prefiere alejarse de la información y de los hechos que no le gustan y se inclinan por los errores y las mentiras agradables, y quien intente desengañarlos, se convertirá en el malvado enemigo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *