UNA GOTITA DE ECOLOGIA

UNA GOTITA DE ECOLOGIA

Por: Víctor Verde

AGUA, FUENTE DE VIDA Y MUERTE II

Estimados lectores una vez más llegamos a sus manos mediante estos artículos de medio ambiente y ecologismo, como cada semana y como siempre, agradecidos con usted por preferir esta sección.

Hace algunos ayeres, le puse el mismo título de hoy a un artículo, por las mismas razones que seguramente usted ya estará pensando: la tragedia de muchas familias en todo el mundo por el azote de los fenómenos hidrometeorologicos de los últimos días, durante el periodo de lluvias, y como “consuelo” ante esta situación, ya nos dicen los científicos que para fin de año se presagia el fenómeno de “La Niña” que, como lo hemos comentado en otras ocasiones, es lo opuesto a El Niño, es decir, se cortará el periodo de lluvias invernales del 2021-2022.

Volviendo al tema de hoy, quiero que hagamos una reflexión sobre los acontecimientos de los últimos días, ya que no serán olvidados tan fácil, pues el agua de nuevo arrebata lo más valioso de las personas, hasta la vida misma: 17 en Tula Hidalgo; 2 en Ecatepec, una jovencita y un adulto mayor de 73 años; inundaciones en Chiapas, Veracruz, Michoacán, Tamaulipas, Baja California… al estado o region a la que miremos, ha habido inundaciones que han dejado sin hogar, sin ropa y sin patrimonio a miles de personas y los fenómenos no han terminado, como tampoco la tragedia de las familias que se han visto afectadas por esta temporada de lluvias.

Y como complemento a esta situación, movimientos de tierra de hasta 7.1 grados y el desprendimiento de rocas en una de las elevaciones más importantes del Valle  de México: el cerro del Chiquihuite, que por cierto fue mi escuela de montañismo y escalada en roca en mis primeros años ,dentro de este bello deporte que me ha llevado a conocer y recorrer las altas elevaciones de nuestro pais, pues en estas imponentes paredes de roca aprendimos las técnicas de alta montaña, que aún seguimos practicando y donde la desgracia tiene envueltas a cientos de familias en este momento.

Por ejemplo: en 2018 los registros más elevados, en cuanto a daños y pérdidas por fenómenos hidrometeorológicos, lo registran las inundaciones; seguido por ciclones y en una mínima parte las temperaturas extremas en nuestro pais.

Seguramente usted se preguntará como se miden los desastres naturales. Déjeme decirle que son medidos en función de los impactos económicos que generan daños y pérdidas, así como las afectaciones que ocurren en el ámbito social, como, por ejemplo, personas fallecidas, heridas, casas, escuelas y hospitales afectados entre otros rubros.

Cheque el dato: entre 1990 y 2015 el costo mayor por desastres naturales y en específico por inundaciones, se registró en tabasco en 2007 y la cifra alcanzó 2,918.6 millones de dólares.

1999 en puebla registró 263 muertes. En 2014 Veracruz obtuvo pérdidas por214.1 millones de pesos y en 2015 nuevamente figura con pérdidas económicas por 2,183.9 millones de pesos.

Pérdidas humanas  por género, en Michoacán se registran en varones entre 1985 y 2015.

En general, las inundaciones son los fenómenos más frecuentes en nuestro país, lo que significa que el agua no solo es dadora de vida, también de muerte y perdida.

Y faltan los datos por afectación en la agricultura y la ganadería, pero serán temas de las posteriores ediciones.

Recuerden que: VIVIR BIEN, ES VIVIR EN ARMONÍA CON TODO LO QUE NOS RODEA.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *